Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Llamada a la movilización antirracista ante la revisión de la sentencia contra Pedro Varela

"A los racistas, ni agua", declaró ayer Begoña Sánchez, portavoz de SOS Racismo. Esta organización y otras tan dispares como Amical de Mauthausen, la Coordinadora de Gays y Lesbianas, y la Unión Romaní hicieron ayer una llamamiento a la "movilización social contra el racismo". El motivo no es otro que la vista que se celebrará mañana en la Sección Tercera de la Audiencia de Barcelona, que debe decidir si confirma o modifica la pena de cinco años que se le impuso a Pedro Varela en 1998.

El propietario de la librería Europa y ex presidente del disuelto grupo nazi Círculo Español de Amigos de Europa (Cedade) fue condenado a dos años de cárcel por apología del genocidio y a tres por incitación al odio racial. Esa sentencia fue dictada por el Juzgado de lo Penal número 3 de Barcelona cuando su titular era Santiago Vidal, pero todavía no es firme.

Y es que la Audiencia de Barcelona, antes de resolver, cuestionó la constitucionalidad del artículo 607.2 del Código Penal por el que fue condenado Varela, y hasta que el Tribunal Constitucional no dictaminara, la Audiencia no podía decidir sobre la condena al neonazi.

Y eso es lo que ocurrirá, por tanto, mañana, aunque el fallo tardará unos días en conocerse. Las organizaciones antirracistas no han convocado ninguna concentración ante el Palacio de Justicia a la espera de la sentencia, pero sí invitan a "una movilización social como la que hubo durante el juicio" contra Varela.

En la vista de mañana, SOS Racismo ejerce la acción popular, y queda por ver cómo puede influir en el desenlace del caso la reciente sentencia dictada por el Tribunal Constitucional. La salomónica resolución de los jueces, de la que fue ponente el magistrado Eugenio Gay, estableció que era delito justitifcar el genocidio, pero que no lo era negarlo.

Las citadas entidades consideran "un paso atrás" esa sentencia. "El negacionismo tiene que ser delito porque determinadas afirmaciones son incitadoras del odio entre comunidades", declaró el periodista, jurista y ex diputado Juan de Dios Ramírez Heredia, representante de la Unión Romaní.

En ese sentido, Ramírez Heredia explicó que "las autoridades judiciales están fuera de toda duda" y reclamó que los diputados elegidos tras las elecciones del 9 de marzo ratifiquen el artículo en cuestión del Código Penal "y reafirmen que la negación del genocio es delito".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 9 de enero de 2008