Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

La grúa se lo lleva, el móvil lo localiza

Un SMS al 7724 bastará para saber si hay que recoger el coche en el depósito

Seguro que le ha pasado alguna vez. Camina, llave en mano, a la calle donde aparcó horas antes o la noche anterior. Un vistazo rápido y no lo localiza. Y una pregunta inevitable: "Pero, ¿dónde está mi coche?". Si tiene dudas razonables de que lo dejó mal colocado y la grúa ha podido llevárselo, podrá despejarlas con la ayuda del móvil. Pero si han pasado las diez de la noche o es fin de semana, la operación se complica: sólo podrá pagar en un punto de la ciudad.

Desde ayer funciona un nuevo sistema municipal. Para consultar si un vehículo ha sido retirado por la grúa, hay que enviar un mensaje al 7724 con SAM (espacio) y la matrícula. En unos segundos llega el SMS con información de dónde está -en Madrid hay nueve depósitos con capacidad para 8.200 vehículos- y dónde recuperarlo. Toda la operación sale por 15 céntimos más IVA.

La respuesta incluye un teléfono de consulta: 91 787 72 92. La operación se puede hacer desde Internet: www.madridmovilidad.es.

Cabe una segunda respuesta: "En estos momentos no hay información sobre el vehículo". Es porque la matrícula no está aún informatizada, "aunque esto se hace rápidamente", o porque no ha sido retirado por ninguna grúa, según Pedro Calvo, concejal de Seguridad y Servicios a la Comunidad.

Calvo informó ayer del sistema en la inauguración de un nuevo depósito en Barajas, con capacidad para 104 vehículos en horario de mañana y tarde. Es para los coches que circulen por el aeropuerto, donde cada día pasan 175.000 usuarios. Está junto al aparcamiento de empleados de Barajas, al que se llega por una pasarela de la terminal 2.

Cada día se retiran unos 260 coches de las calles de Madrid y los fines de semana 120, según datos municipales. La recuperación del vehículo puede convertirse en un proceso tortuoso cualquier día a partir de las diez de la noche o en todo momento si es sábado o domingo. En esos casos, sólo está abierta la caja del depósito central de Madrid, en la plaza de Colón. Si la grúa se llevó el coche a otro sitio, toca ir allí a por la documentación, abonar en caja en Colón y volver para retirarlo. En el Ayuntamiento aseguran que hay intención de poner más puntos donde se pueda abonar la multa y evitar esas molestias.

De momento, saber dónde está su coche ya es un poco más rápido. Basta un SMS y a por él. Eso sí, pase lo que pase, de la multa no le libra nadie.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 27 de marzo de 2007