Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Moragues destina 15 millones a sanear el Vinalopó en Elda

La Confederación Hidrográfica del Júcar ha diseñado un proyecto de regeneración medioambiental y encauzamiento del río Vinalopó, a su paso por Elda (Vinalopó Mitjà). La ejecución de esta iniciativa tiene un presupuesto de 15 millones de euros y está previsto que concluya a finales de 2007.

Los detalles del proyecto los avanzó ayer el presidente de la CHJ, Juan José Moragues, en compañía del primer edil, Juan Pascual Azorín, durante la presentación de la iniciativa en el centro social, al que asistieron representantes de la patronal y colectivos cívicos del municipio. Los técnicos explicaron que la actuación beneficiará al municipio (el río lo atraviesa de norte a sur a lo largo de doce kilómetros) desde el punto de vista social y urbano. La iniciativa tiene como objetivo la integración del río Vinalopó en la trama urbana de Elda. Según fuentes de la CHJ, la actuación "pone en valor una estructura territorial que conecte los espacios lindantes con gran vocación urbanística".

El proyecto se extiende a lo largo de cinco kilómetros que se ejecutarán en dos espacios diferenciados: uno dejará en el lado izquierdo la avenida de Ronda; mientras que el centro excursionista eldense y el polígono industrial Campo Alto quedará a la derecha. La segunda se llevará a cabo a través de la Finca Lacy, en el margen derecho.

"Hoy es un día importante para la ciudad; y este proyecto supondrá un antes y un después para Elda", manifestó el alcalde del municipio. Pascual Azorín se apresuró en añadir que el proyecto definitivo de regeneración del cauce del Vinalopó incluirá las sugerencias vecinales y de cualquier colectivo. Además, según él, se protegerán los restos arqueológicos y las casas afectadas. Juan Pascual Azorín aprovechó la ocasión para referirse al traslado de la actual depuradora. Según el primer edil, las gestiones para su traslado al Puente El Sambo ya se han iniciado.

Por otro lado, los ayuntamientos de Elda, Onil, Tibi, Biar y Banyeres han trasladado formalmente a la sociedad estatal Aguas del Júcar su voluntad de suscribir el protocolo de compromisos para convertirse en futuros usuarios de la conducción Júcar-Vinalopó.

En total, estos municipios prevén solicitar una reserva de caudales del trasvase Júcar-Vinalopó de tres hectómetros cúbicos al año. De esta forma, se amplía el número de futuros usuarios de la conducción que ya contaba con el respaldo de los ayuntamientos de Elche, Villena, Aspe y de la Sociedad Agraria de transformación Percamp de Monóvar.

Por otra parte, un informe de la Universidad de Alicante sobre las posibilidades de uso para riego del agua del Júcar en el Azud de la Marquesa concluye que la conductividad del agua se mantiene por debajo o entorno a la tolerancia umbral de la mayoría de los cultivos, por lo que no se espera que se vean afectados por su uso continuado.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 14 de noviembre de 2006