Reportaje:

Un Silicon Valley en la Costa del Sol

Un grupo de expertos asesorará al Ayuntamiento para que Málaga sea un foco tecnológico

Convertir la Costa del Sol en un foco de innovación que atraiga inversiones tecnológicas. Con esta idea en mente se está gestando la formación de un grupo de expertos que, bajo el nombre de e-27, pretende aportar ideas para crear en torno a Málaga "un Silicon Valley europeo". Liderados por el Ayuntamiento de la ciudad andaluza y los colegios de ingenieros de telecomunicaciones, han logrado atraer a los principales empresarios del sector.

La idea es unir a 27 líderes de la sociedad de la información que aporten ideas para atraer empresas e inversiones a la ciudad andaluza

Todos los directivos europeos conocen Málaga. Han descansado en sus playas o han hecho unos hoyos en algunos de sus numerosos campos de golf. Algunos incluso han visitado el Parque Tecnológico de Andalucía, que ya agrupa a más de 300 compañías que emplean a más de 9.000 personas y está en pleno proceso de ampliación. Su alcalde, Francisco de la Torre, del Partido Popular, y un grupo de empresarios del sector de las comunicaciones y las tecnologías de la información quieren ir más allá y convertir a la ciudad andaluza en una marca puntera en tecnología, capaz de arrastrar a empresas de todo el mundo e inversiones en I+D.

"Nuestro propósito es lanzar Málaga como una ciudad del conocimiento", resume el alcalde. Para ello "la oportunidad ya no está en atraer fábricas, sino talento", añade el abogado Javier Cremades, que presidirá el grupo de trabajo. O lo que es lo mismo: innovación. Y esto es mucho más fácil en una época como la actual en la que las nuevas tecnologías facilitan a las empresas elegir múltiples sedes desde las cuales trabajen equipos interconectados entre sí.

Bajo el nombre de e-27 -la e de electrónico y el 27 en referencia a la innovación y creatividad que caracterizó a la Generación del 27-, la idea es unir a 27 expertos, "líderes de la sociedad de la información" para que den ideas sobre cómo conseguir ese objetivo. Entre los invitados a participar están Juan Luis Cebrián, consejero delegado del Grupo PRISA, editor de EL PAÍS, y José María Bergareche, su homólogo en Vocento; la presidenta de Microsoft, Rosa García; Belarmino García, de France Télécom; Marieta del Rivero, de Nokia; Javier Rodríguez Zapatero, de Yahoo!; Luis Álvarez, de British Telecom; Javier Ramiro, de Philips; el economista Emilio Ontiveros; el ex secretario de Estado Carlos López Blanco de Telecomunicaciones; o Santiago Cortés, de Hewlett-Packard. La secretaría técnica de este think tank estárá en manos de los colegios de ingenieros de telecomunicaciones.

Los trabajos del grupo de expertos se financiarán al 50% entre el Ayuntamiento de Málaga y los colegios de ingenieros de telecomunicaciones (175.000 euros cada uno) y la idea es recurrir a medio plazo a aportaciones de empresas privadas.

El grupo, que se presentará formalmente el próximo 30 de octubre, se reunirá dos o tres veces al año y funcionará a través de comisiones de trabajo.

A favor de Málaga está su clima, soleado todo el año; unas infraestructuras de primer nivel -es el tercer aeropuerto de España y el año que viene está previsto que llegue el tren de alta velocidad-; profesionales cualificados, gracias a una universidad fuerte en ingenierías e informática; y una oferta cultural y de ocio muy amplia, enumera su alcalde. "Nuestra experiencia nos anima a recomendar a otras compañías que inviertan en I+D en España", concluye Santiago Cortés, de Hewlett-Packard.

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 16 de septiembre de 2006.

Lo más visto en...

Top 50