Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La mayoría de los médicos de las mutuas también trabajan en los centros públicos

El 59% de los médicos que trabajan para las mutuas y aseguradoras privadas también lo hacen en los ambulatorios y hospitales de la red sanitaria pública. Así lo recordó ayer el presidente del Colegio de Médicos de Barcelona, Miquel Bruguera, tras presentar un estudio que ha elaborado esta entidad sobre las condiciones laborales de los facultativos que atienden pacientes que han contratado un seguro médico privado.

De acuerdo con las estimaciones del Colegio de Médicos de Barcelona, en Cataluña hay unos 6.500 médicos que trabajan para las aseguradoras sanitarias. Este sector está en expansión ya que, como pone de manifiesto la entidad colegial, el 24% de los catalanes han contratado un seguro que les permite acceder a la red sanitaria privada. Nueve compañías aseguradoras copan el 80% del mercado, indica el informe.

El Colegio de Médicos de Barcelona considera que los facultativos que trabajan en la red sanitaria privada están mal pagados. Los médicos de familia, como media, cobran 17,5 euros por visita y el colegio sostiene que los honorarios tendrían que situarse en 23 euros. En el caso de las visitas domiciliarias y las urgencias, el precio de la visita tendría que elevarse a 46 euros.

Para lograr subir los honorarios de los facultativos, el Colegio de Médicos ha abierto negociaciones con las principales aseguradoras. El informe también recuerda que los facultativos que trabajan para las mutuas reciben una media de seis consultas telefónicas al día, y que no reciben ningún honorario por ofertar este servicio.

Consejo Profesional

Bruguera también lamentó ayer la "lentitud" con la que se lleva a cabo el proceso de constitución del Consejo de la Profesión Médica, cuyo anuncio de creación permitió desbloquear la huelga de facultativos que convocó el sindicato Metges de Catalunya, y que tuvo un seguimiento masivo. Bruguera atribuyó este retraso a la "situación política" que vive Cataluña tras la ruptura del tripartito y la convocatoria de elecciones anticipadas en otoño. El presidente del Colegio de Médicos de Barcelona opina: "Es posible que el Gobierno esté considerando que tiene otras prioridades y esto puede hacer que le dé una urgencia menor al asunto del Consejo de la Profesión Médica".

En este sentido, representantes del sindicato corporativo Metges de Catalunya expresarán hoy su malestar porque el Consejo de la Profesión Médica no se ha constituido formalmente. Este organismo contará con representantes del Departamento de Salud, sindicatos, Colegios de Médicos y otras entidades de facultativos, y tendrá dos mesas: una debatirá las cuestiones relativas a la ordenación de la profesión médica, y la otra, sobre el ejercicio profesional y las condiciones laborales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 6 de julio de 2006