Cataluña sube un 20% los complementos de viudedad

De los 289 euros de 2003 a los 300 de enero y los 360 de septiembre. Los viudos de Cataluña con las pensiones más bajas -principalmente, las que no superan los 7.040 euros anuales- verán aumentadas las ayudas que las complementan en septiembre, por segunda vez en lo que va de año, ahora en un 20%. El departamento de Bienestar y Familia de la Generalitat de Cataluña informó ayer de que la orden que aprueba la última modificación, que se ajusta a la Ley de Presupuestos de 2004 aprobada el 16 de julio, será publicada hoy en el Diari Oficial de la Generalitat.

El aumento se aplicará con efectos retroactivos desde enero, por lo que los beneficiarios recibirán en septiembre un suplemento de 40 euros en concepto de retrasos acumulados junto a la paga mensual.

Más información

Esta subida sitúa el complemento mensual en 30 euros, frente a los 25 euros que establecía la orden de enero ahora modificada. En total, la Generalitat destinará 43,6 millones de euros al pago de ayudas a las pensiones de viudedad más bajas, un incremento del 35% respecto al año anterior. Unos 123.000 viudos tendrán derecho a los complementos, 8.600 más que en 2003.

La inmensa mayoría de los beneficiarios (120.000) que cobrarán los 360 euros, son los que tienen pensiones inferiores a 7.040 euros anuales. Los 3.000 restantes, cuyos ingresos se mueven en una horquilla entre los 7.040 y los 7.400 euros, recibirán complementos menores, de una media de 180 euros.

"Ingresos suficientes"

La modificación legal también beneficiará a aquellos que tuvieron que devolver este año las ayudas recibidas tras habérselas sido reclamadas por el Instituto Catalán de Asistencia y Servicios Sociales, por haber sobrepasado el umbral de ingresos que entonces fijaba la ley. La Generalitat retornará a estos viudos los ingresos a partir de septiembre.

El nuevo aumento de los complementos de las pensiones de viudedad más bajas forma parte de la política del tripartito catalán de conseguir en 2007 unas ayudas económicas sociales equivalentes al menos al 80% del salario mínimo interprofesional. El anterior presidente del Gobierno, José María Aznar, se opuso a que las comunidades autónomas pudieran aumentar con ayudas las pensiones no contributivas, a pesar de que el Tribunal Constitucional había amparado las competencias autonómicas.

La consejería de Bienestar y Familia prepara una ley de prestaciones asistenciales, prevista para antes de final de año. La consellera, Anna Simó, reafirmó ayer su voluntad de completar las pensiones más bajas mientras el Gobierno central "no garantice unos ingresos suficientes para todos".

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 12 de septiembre de 2004.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterCursos Recomendados

Lo más visto en...

Top 50