Toledo pide perdón a las víctimas del terrorismo en Perú

El presidente de Perú, Alejandro Toledo, pidió el viernes perdón en nombre del Estado a las víctimas de la violencia política desde 1980 a 2000, al pronunciarse sobre el informe de la Comisión de la Verdad presentado en agosto pasado. Toledo dijo en un mensaje al país que "como jefe de Estado de una nación que ha sido castigada por la violencia, no puedo sustraerme a una responsabilidad que sí me toca a pesar de que no fuimos gobierno". "Pido perdón, en nombre del Estado, a quienes han sufrido. En general a todas las víctimas de la violencia y el terror", agregó.

La Comisión de la Verdad y Reconciliación (CVR) fue creada para investigar la guerra interna iniciada en Perú por el grupo terrorista Sendero Luminoso durante 1980 y 2000. El 28 de agosto pasado, la CVR reveló que las víctimas de ese conflicto ascendieron a 69.000 personas, que superaba en más del 60% los cálculos que manejaban los organismos de derechos humanos afincados en Perú al respecto.

Toledo anunció que, a partir de mañana, se ejecutará un "Plan de Paz y Desarrollo" que costará más de 817 millones de dólares, en los departamentos altoandinos de Ayacucho, Apurímac, Huancavelica, Junín y Cuzco. El plan busca mejorar la alimentación, saneamiento, salud, educación y aumentar la infraestructura vial, de telecomunicaciones y de electricidad. En suma, se busca fortalecer la presencia del Estado y de la sociedad civil en esas zonas caracterizadas por ser de extrema pobreza.

Violencia contra los humildes

Toledo mencionó que "la violencia extrema afectó sobre todo a los más humildes". "Este reconocimiento no puede hacerse sin aceptar la realidad lacerante de la exclusión social de millones de compatriotas. El 79% de las víctimas del terrorismo vivían en las zonas rurales y el 75% tenían el quechua y otras lenguas nativas como su idioma materno", comentó el gobernante.

El guante fue recogido por representantes de la Iglesia católica y organismos defensores de los derechos humanos, que ayer pidieron al presidente que no olvide las compensaciones económicas individuales a las víctimas de la violencia política recogidas en el informe de la CVR, algo a lo que Toledo no hizo mención.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites

Suscríbete aquí

"Aunque destacamos que el jefe del Estado haya pedido públicas disculpas a las miles de víctimas, esperamos que las reparaciones individuales para estas personas también se concreten", declaró el director de la Coordinadora Nacional de Derechos humanos, Francisco Soberón.

En su discurso, Toledo criticó también al ex presidente Alberto Fujimori (1990-2000): "No puedo dejar de señalar que, en 1992, el Gobierno quebró las reglas democráticas escudado en la necesidad de combatir el terrorismo. Con ese pretexto, se organizaron grupos paramilitares que actuaron al amparo del poder oscuro, cometiendo graves violaciones de los derechos humanos"

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 22 de noviembre de 2003.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50