Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Montero alerta de la baja subvención de Educación para la UPV en 2004

El rector de la UPV, Manuel Montero, lanzó ayer un nuevo mensaje de alarma por la precariedad financiera a la que, a su juicio, el departamento de Educación del Gobierno vasco condena un año más a la universidad pública. La subvención prevista para 2004 por el área dirigida por Anjeles Iztueta, fijada en 173,3 millones de euros, ha sembrado la inquietud en el equipo gestor de la UPV. Así lo recalcó el rector en el informe económico que expuso ante su Consejo de Gobierno.

Según sus palabras, la cantidad propuesta por el Ejecutivo autónomo no permitirá cubrir los gastos mínimos de funcionamiento de la institución académica pese a las políticas de contención de gastos y paralización de partidas establecidas por ella ante la falta de fondos. "Esta situación pone en peligro no ya el desarrollo futuro de la universidad pública vasca, sino el mantenimiento de las más mínimas condiciones para su funcionamiento normal", advirtió.

La inclusión, ya estipulada, en el próximo presupuesto de los costos derivados de los contratos-programa de nuevas titulaciones y euskaldunización, -5,6 millones de euros-, supone un aumento que no se puede cubrir, a juicio de los gestores universitarios, con la cantidad definida por Educación. A ello habría que añadir el arreglo, aún pendiente, de la financiación estable de los complementos de productividad del profesorado.

Montero se remitió a las "reiteradas" manifestaciones de Iztueta de apoyo a la UPV para encontrar una solución. "Reclamamos un esfuerzo negociador y un replanteamiento que otorgue una subvención mínimamente digna que garantice al menos su normal funcionamiento", solicitó.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 14 de noviembre de 2003