Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los salarios vascos son un 28% menores a los de la UE

El Consejo de Relaciones Laborales resalta la "conflictividad" de la negociación colectiva

Los sueldos en Euskadi superan a la media española en un 16%, aunque son un 28% más bajos que los salarios medios de los países de la UE, según destaca el informe anual del Consejo de Relaciones Laborales (CRL), presentado ayer en Bilbao por su presidente, Martín Auzmendi.

La negociación colectiva presentó, según el citado informe, "importantes dificultades" que se tradujeron en una reducción de los acuerdos alcanzados tanto en el sector público como en el privado. Debido a esa alta "conflictividad", un 24% de la población afectada por los convenios esperaba la resolución de su situación a finales de 2002. "Sólo se firmaron convenios que afectan al 12% del personal", aseguró Auzmendi.

Pese a que 2002 fue un año marcado por la desaceleración económica, en el País Vasco se generaron 38.800 puestos de trabajo. La tasa de desempleo se situó en 80.600 personas (un 8,3% de la población activa). Por sectores, el más afectado fue el industrial, en el que se perdieron 5.300 puestos. En el otro extremo, el sector servicios se consolidó el pasado ejercicio como el mayor generador de empleo, al proporcionar trabajo a más del 60% de la población ocupada, que en 2002 alcanzó 882.000 trabajadores, la cifra más alta de la historia en el País Vasco.

La temporalidad, según la misma fuente, afecta a cerca de un tercio de los trabajadores, 13 puntos más que en los países de la UE. Los afectados por la contratación temporal, en su mayoría jóvenes y mujeres, no se encuentran necesariamente en una situación de "precariedad y baja calidad de los empleos", aclaró Auzmendi.

El análisis del CRL también se fija en el incremento de los accidentes laborales graves (un 4,2% con respecto a 2001). Auzmendi instó a las administraciones y sindicatos a "redoblar los esfuerzos" para mejorar la situación desde "la cultura de la prevención".

Auzmendi completó su diagnóstico con la crítica de que el País Vasco sigue "sin contar con un servicio de empleo que integre y coordine todos los recursos públicos" en la materia.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 12 de julio de 2003