Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rodríguez Ibarra dará la batalla contra la actual reforma de la PAC

El presidente de la Junta extremeña, Juan Carlos Rodríguez Ibarra, advirtió ayer claramente a Bruselas y al Gobierno español de que Extremadura dará la batalla contra la reforma intermedia de la Política Agraria Comunitaria (PAC), que propone el comisario Franz Fischler, y contra la reforma en el cultivo del tabaco.

Rodríguez Ibarra, durante su discurso de investidura, dejó claro que "la Junta de Extremadura va a liderar el movimiento hasta donde haga falta, hasta sus últimas consecuencias, y también conozco, porque me he reunido con ellos, que la Mesa del Tabaco y los sindicatos van a llegar hasta el final".

Rodríguez Ibarra recordó que el comisario Fischler "propone,pero los Consejos de Ministros lo pueden rechazar. Así que cada cual que asuma su culpa. Fischler presenta un mal proyecto, que hiere de muerte a la agricultura española, pero se puede parar porque el Gobierno español tiene capacidad de veto", apuntó el presidente de la Junta de Extremadura.

El sector tabaquero extremeño vive momentos de angustia con la privatización de la empresa pública Cetarsa. Del tabaco viven más de 6.000 familias y el sector factura alrededor de 200 millones de euros.

El dirigente socialista reclamó para Extremadura un Plan Especial, recordando que, tanto Valencia, como el País Vasco y Asturias, lo tuvieron. "Un plan para crear riqueza, para crear empleo porque hubo una reconversión industrial. Que cuando haya una reconversión agrícola en Extremadura también se haga un plan especial para esta comunidad".

Los ministros de Agricultura de la Unión Europea reanudan mañana miércoles sus reuniones para intentar cerrar la reforma de la PAC.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 24 de junio de 2003