Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
PREMIOS ORTEGA Y GASSET DE PERIODISMO

Los Ortega premian a los periodistas españoles en Irak por su labor informativa

Galardones para el fotógrafo Xurxo Lobato y el articulista de la revista 'Cambio' Roberto Pombo

Los corresponsales españoles en la guerra de Irak fueron galardonados ayer con el Premio Ortega y Gasset de Periodismo 2003 a la mejor labor informativa. El jurado ha valorado su "impagable" contribución para esclarecer la verdad frente a las versiones de los actores militares del conflicto. El fotógrafo Xurxo Lobato obtuvo el premio en la categoría de información gráfica por la imagen del petrolero Prestige captada poco antes de su hundimiento frente a las costas de Galicia. El articulista de la revista colombiana Cambio Roberto Pombo ganó en la modalidad de periodismo escrito por un texto sobre las condiciones de vida en su país. Los premios, concedidos por el diario EL PAÍS, se entregarán el próximo 8 de mayo.

Los Premios Ortega y Gasset de Periodismo 2003, convocados por el diario EL PAÍS en memoria del gran pensador y periodista José Ortega y Gasset, han reconocido este año el trabajo de los periodistas españoles en la guerra de Irak. Sobre ellos ha recaído el premio a la mejor labor informativa por su capacidad para destapar la verdad en el conflicto bélico. En el apartado de información gráfica, el galardón correspondió al fotógrafo gallego Xurxo Lobato Sánchez, por una instantánea sobre el naufragio del petrolero Prestige. En la modalidad de prensa escrita, el premio fue para el articulista de la revista colombiana Cambio por la columna titulada ... y regresar vivo a casa.

Cada uno de los galardones en la vigésima edición de los Premios Ortega y Gasset de Periodismo está dotado con 15.000 euros. Los premiados recibirán también una obra artística conmemorativa, un aguafuerte del artista donostiarra Eduardo Chillida.

El jurado, reunido ayer y presidido por la académica e historiadora Carmen Iglesias, estuvo compuesto por la escritora Almudena Grandes; el director del diario La Voz de Galicia, Bieto Rubido; el rector de la Universidad Autónoma de Madrid, Ángel Gabilondo, y los tres directores que ha tenido EL PAÍS desde su fundación: Jesús Ceberio, Joaquín Estefanía y Juan Luis Cebrián.

El jurado acordó por unanimidad conceder con carácter excepcional el premio a la mejor labor informativa al trabajo desarrollado por los corresponsales españoles que han cubierto la guerra de Irak "por su contribución impagable de esclarecer la verdad frente a las versiones de los actores militares".

Premio excepcional

Los enviados especiales en Irak de los distintos medios de comunicación (impresos, de radio, televisión o agencias), recibieron ayer la noticia con un doble sentimiento: alegría por el reconocimiento de su actividad profesional y pena por quienes no estaban entre ellos para celebrarlo.

Todos coincidieron, algunos entre lágrimas, en señalar que los verdaderamente premiados son el cámara de la cadena de televisión Tele 5 José Couso y el enviado especial del rotativo El Mundo Julio A. Parrado, fallecidos esta semana en Bagdad. Poco antes de recibir la noticia, los reporteros suscribían un comunicado en el que denunciaban que la muerte de Couso "fue un asesinato que viola todas las convenciones internacionales" y exigían la apertura de una investigación pare esclarecer los hechos.

El fotógrafo Xurxo Lobato, obtuvo el premio por "el poderoso significado simbólico" de una fotografía que captaba el momento en el que el petrolero Prestige se hunde en el mar "cuando todavía puede verse su nombre escrito en la proa". La instantánea fue publicada en el rotativo La Voz de Galicia y en otros diarios españoles el 20 de noviembre de 2002 y en fechas posteriores.

Xurxo Lobato, redactor jefe de Fotografía de La Voz de Galicia, expresó su satisfacción por el premio y se mostró orgulloso de que su imagen sobre el hundimiento del Prestige se convirtiera en un "icono" de la plataforma Nunca Máis, que canalizó las protestas por el desastre ecológico. Ayer recordó las difíciles condiciones en las que captó la imagen: a bordo de una avioneta, en medio de un terrible temporal y mientras el mar engullía el buque en medio de una espesa masa de petróleo.

El periodista colombiano Roberto Pombo ha sido galardonado por el artículo ...y regresar vivo a casa, publicado el 30 de diciembre de 2002 en la revista colombiana Cambio, impulsada por el premio Nobel de Literatura Gabriel García Márquez. En este caso, el jurado ha valorado "la belleza y originalidad del lenguaje de esta columna y su capacidad para expresar las limitaciones y privaciones de la actividad cotidiana de los ciudadanos colombianos, como consecuencia de las circunstancias trágicas de ese país". Pombo agradeció el galardón desde México, donde ayer conoció la noticia. "Es un honor recibir este premio tanto porque lo otorga EL PAÍS como por el tema que aborda el artículo". "No es una pieza analítica o descriptiva sobre la violencia en Colombia, sino una recuperación nostálgica de lo que se podía hacer cuando la violencia no existía", afirmó.

Los premios serán entregados el próximo 8 de mayo por el presidente del Grupo PRISA y del diario EL PAÍS, Jesús de Polanco.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 12 de abril de 2003