Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Félix Duque, premio Jovellanos por un ensayo sobre la fortaleza de Europa

El autor parte del pensamiento de Unamuno y Ortega, entre otros

Félix Duque (Madrid, 1943), catedrático de Filosofía de la Universidad Autónoma de Madrid, ganó ayer el Premio Internacional de Ensayo Jovellanos con Los buenos europeos. Hacia una filosofía de la Europa contemporánea. El autor analiza en esta obra la complejidad europea como su gran fortaleza, no exenta de riesgos. El galardón, convocado por la editorial ovetense Nobel, está dotado con 18.000 euros y la publicación del libro.

Europa es un ser vivo porque está en tensión permanente a consecuencia de su complejidad y diversidad intrínsecas y en lucha constante contra sus propios demonios interiores. Esta peculiaridad, no exenta de riesgos, constituye su gran potencialidad y fortaleza, y lo que hace apasionante la construcción europea como un empeño de convivencia de pueblos, idiomas y tradiciones distintas frente a la uniformidad del concepto patriótico de frontera de EE UU -que "ha allanado" previamente todas sus diferencias- y frente a la vuelta al origen mítico y a la obediencia a la palabra que constituye el islam. Ésta es la tesis nuclear del ensayo de Félix Duque.

José Ángel Bergua Amores, profesor de la Universidad de Zaragoza, resultó finalista con su obra Patologías de la modernidad. En esta novena edición del galardón concurrieron 97 ensayos procedentes de 11 países.

Duque sostiene que la "capacidad de aglutinar las diferencias" y de que "pueblos con idiomas y tradiciones distintas compartan un mismo ideal" es la gran aportación de Europa al mundo. En medio de "tensiones constantes" y en lucha "contra sus propios demonios" interiores, el viejo continente es capaz de proyectar un ámbito de convivencia respetando la complejidad y "sin allanarla" con una uniformidad que aplaste las diferencias.

El jurado valoró "su incisivo análisis de la idea filosófica de la Europa actual, en el que enmarca, con oportunidad y sentido crítico, las aportaciones del pensamiento español".

Félix Duque aborda el análisis de Europa desde el estudio de la obra de los que ayer definió como "cinco figuras tutelares del pensamiento europeo": los alemanes Husserl, Heidegger y Nietzsche y los españoles Unamuno y Ortega y Gasset. Los cinco, afirmó, "han pensado Europa como unidad posible", y los cinco, como la propia Europa, "con sus grandezas y peligros".

Duque considera que la elaboración de una futura constitución común para la Europa unida será "un paso decisivo para la creación (o recreación, quizá) de un sentir colectivo capaz de hacer oír su voz en el devenir histórico mundial".

El jurado, presidido por Sabino Fernández Campo, estuvo formado, además, por Jorge Fernández Bustillo, Juan Ramón Pérez las Clotas, Pedro de Silva, Juan Antonio Vázquez García y Lluis Xabel Álvarez como secretario.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 25 de enero de 2003