Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
La mancha se extiende por el Cantábrico | CATÁSTROFE ECOLÓGICA EN GALICIA

Cascos ignora al Gobierno autónomo en su visita a Asturias

El ministro de Fomento, Francisco Álvarez-Cascos, viajó ayer en visita oficial a Asturias, pero no comunicó su presencia al Gobierno de la comunidad ni se entrevistó con el presidente del Principado, del PSOE. Por la tarde sí lo hizo con el presidente de Cantabria, del PP.

Cascos justificó su proceder porque, según dijo, no le constaba que el Principado le hubiera pedido ninguna entrevista. El presidente de Asturias, Vicente Álvarez Areces, consideró "un grave error" la actitud del ministro y pidió que las Administraciones trabajen "unidas y coordinadas".

El viento suroeste que predominó anteanoche y ayer por la mañana mantuvo alejada del litoral multitud de restos de combustible que a última hora del sábado fueron detectados en aguas costeras asturianas por un helicóptero del Principado. Aunque muchas de ellas ya no fueron avistadas el domingo por la mañana, la consejera de Administraciones Públicas, Angelina Álvarez, advirtió de que siguen acechando la costa, bien sumergidos o en una franja marítima más alejada.

De hecho, el vicepresidente del Gobierno, Mariano Rajoy, mencionó la existencia de unas 60 o 70 en el límite entre Asturias y Cantabria, que es donde se concentra el grueso de la contaminación, según dijo en Vitoria el ministro de Medio Ambiente, Jaume Matas. El mayor peligro se centra en dos manchas, con longitudes de entre 300 y 800 metros, que flotan a la deriva frente a Gijón y a Llanes.

Afectado todo el litoral

"Nuestros helicópteros indican que prácticamente todo el litoral está afectado por manchas muy diseminadas, algunas de gran longitud", afirmó el presidente del Principado. El ministro de Fomento confirmó que los dos grandes frentes contaminados se sitúan en el tramo oriental (Ribadedeva, Llanes y Ribadesella) y en la zona central (Gijón, Cabo de Peñas y Castrillón). Hacia occidente, los puntos más perjudicados son Otur (Valdés) y Concha de Artedo (Cudillero).

De las 75 playas contaminadas, de un total de 192 existentes en Asturias, han sido limpiadas 19. En el resto se sigue trabajando. La de Lastres (Colunga) fue la más afectada anteanoche. Persiste además el fuel en la multitud de pedreros, acantilados, rocas y zonas abruptas de los 483 kilómetros de litoral, de difícil acceso en numerosos tramos.

Por otra parte, el Ministerio de Fomento informó de que el contenedor que fue visto a última hora del sábado flotando a la deriva a cuatro millas (algo más de siete kilómetros) al norte de Ribadesella no contiene material nuclear, como se temió en un primer momento. Fue recuperado y entregado a la Autoridad Portuaria de Gijón, una vez que técnicos de Ministerio de Defensa y del Consejo de Seguridad Nuclear verificaron con medidores que no emitía radiaciones. Según uno de los rótulos que figuran en él, contendría nitrógeno líquido.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 9 de diciembre de 2002