Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un libro reúne las propuestas del Foro de Porto Alegre

El movimiento de justicia global, también llamado movimiento antiglobalización, no sólo protesta sino que ofrece propuestas viables. Éste es el parecer de Rafael Díaz-Salazar, profesor de sociología en la Universidad Complutense que esta semana ha presentado en el Círculo de Bellas Artes de Madrid su libro Justicia global. Las alternativas de los movimientos del Foro de Porto Alegre (Icaria/Intermón-Oxfam). La obra sintetiza las principales reivindicaciones de este movimiento que hace unas semanas reunió en Florencia a más de medio millón de personas. Incluye además un completísimo CD-ROM con todos los documentos de las dos reuniones habidas hasta ahora del foro, así como otros textos sobre el movimiento.

Rafael Díaz-Salazar destacó que "hay programa y hay hasta presupuesto y energía militante. Lo que no hay son políticos a la altura de las circunstancias". Durante la presentación, en una sala repleta, con decenas de personas sentadas por el suelo, intervinieron también otros expertos asociados al mundo académico y al activismo internacionalista.

José Vidal-Beneyto, catedrático de Sociología, coincidió con Díaz-Salazar en que "es necesaria una convergencia entre los movimientos sociales y los partidos políticos", pero mostró preocupación ante la posibilidad de que las instituciones y los partidos intenten absorber o neutralizar al "movimiento de movimientos".

Jaime Pastor, profesor de ciencia política y activista, destacó que "éste es el primer libro que ofrece una fotografía completa del movimiento del Foro Social Mundial, que no incluye a todo el movimiento de movimientos, pues existen sectores que no van a Porto Alegre". Para Pastor, todo el movimiento está unido en su rechazo a la globalización neoliberal, "pero a la hora de hablar en positivo hay diferencias". Sin embargo, continuó, "el mestizaje de ideas ya está en marcha sin que haya, en general, pretensiones de hegemonía".

José María Vera, director de campañas y estudios de Intermon-Oxfam y miembro del consejo permanente del foro, remarcó que "es necesario buscar alianzas ciudadanas lo más amplias posibles, dejando de lado si unos son anticapitalistas y otros son postkeynesianos o lo que sea, porque ésas son etiquetas y debates que sólo le interesan a las vanguardias militantes". El Foro Social Mundial se reunirá por tercera vez en la ciudad brasileña de Porto Alegre a partir del próximo 23 de enero.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 5 de diciembre de 2002