Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
HUELGA GENERAL CONTRA EL 'DECRETAZO'

El paro consigue desactivar el sector industrial y deja vacíos los polígonos y las grandes empresas

Los sindicatos estimaron que más del 80% secundó la protesta y la patronal lo reduce al 15%

La actividad industrial valenciana se desarrolló ayer al ralentí. El grueso de la industria de la Comunidad secundó de forma masiva la jornada de huelga. Polígonos industriales prácticamente vacíos y pocos incidentes fueron la tónica general de la jornada. La actividad en la construcción también estuvo bajo mínimos, por lo menos en los grandes núcleos de población. La construcción también paró, Ford se mantuvo sin actividad y el sector azulejero funcionó con servicios mínimos. Los sindicatos estiman que 963.215 trabajadores y 56.518 empresas secundaron la protesta.

La imagen se repitió desde primeras horas en toda la Comunidad. Los piquetes informativos se concentraron a la entrada de los principales polígonos industriales, acompañados de las fuerzas de seguridad, para explicar a los trabajadores que decidieron no secundar la huelga los motivos para cambiar de opinión. No se produjeron incidentes significativos. Los sindicatos, sin embargo, criticaron alguna dificultad para informar sobre la huelga en alguna empresa.

En el polígono de Fuente del Jarro de Paterna la normalidad presidió la actividad de los piquetes. Alrededor de un centenar de representantes de CC OO, UGT y CGT se concentraron en uno de los accesos y sólo se registró algún enfrentamiento verbal con la policía y con alguno de los trabajadores que accedían a la zona. Las calles del polígono, prácticamente desiertas, servían de botón de muestra de lo que fue la jornada de ayer en las grandes empresas. El 90% de los 10.000 trabajadores del polígono secundó la protesta, según los convocantes. Los sindicatos estimaron que el paro en la industria tuvo una participación de entre el 85% y el 100% aunque la patronal Cierval lo redujo al 15% de la población ocupada del sector.

- Ford. Ford Almussafes dejó ayer de fabricar coches. La planta permaneció inactiva, con la única asistencia de los servicios mínimos. El 90% de la plantilla secundó la huelga. Fuentes de la dirección, en cualquier caso, puntualizaron que el 46% de los empleados de la planta utilizó ayer uno de los días disponibles de vacaciones. La inactividad en Ford arrastró la del parque industrial Juan Carlos I, donde unas 40 empresas que proveen a la factoría también secundaron la huelga de forma mayoritaria.

- Construcción. En las grandes obras parecía domingo. En las de la avenida de las Cortes Valencianas ( Palau de Congressos) la actividad era prácticamente nula. En palabras del portavoz de Esquerra Unida, Joan Ribó, en la zona 'no se movía ni una grúa'. La misma escena se repitió en los aledaños de la Ciudad de las Artes y las Ciencias y en Feria Valencia. En Alicante y Castellón, las obras también estuvieron paradas. El seguimiento rondó el 95%, según los sindicatos.

- Madera y mueble. El grueso de las grandes firmas del mueble y la madera, en más de un 70% ubicadas en Valencia, pararon. Lo dijo la patronal de la provincia (Fevama), que estimó que el 70% de los trabajadores de la Comunidad secundó una huelga que afectó al 90% de empresas (el 65% de ellas permanecieron cerradas). Sólo las microempresas trabajaron.

- Sector cerámico. En el caso de las azulejeras el seguimiento resultó evidente por la escasez de chimeneas en marcha, informa María Fabra. La patronal Ascer cifró en un 16,5% el seguimiento en la provincia de Castellón y del 33% fuera de ella. Las cifras contrastaban con el 80% de los sindicatos. La patronal, además, aseguró que el 48% de las empresas trabajaron con 'absoluta normalidad' y su presidente, Fernando Diago, quiso apoyar este porcentaje añadiendo que, según las cifras de Gas Natural, la disminución del consumo de gas industrial fue 'sólo del 23%'. Por la tarde fuentes de Ascer aclararon que el descenso se refería a toda la Comunidad. Los piquetes informativos se fijaron en las empresas cerámicas. Los trabajadores que optaron por acudir a sus empleos en L'Alcora, Vila-real, Almassora y Castellón fueron escasísismos. El polígono de El Serrallo mantuvo la producción.

- Turrón. En Xixona, las principales empresas secundaron el paro. Según una lista de UGT seis fábricas del sector se sumaron a la huelga.

- Calzado. Las cifras del sector también son dispares y mientras CC OO cifró el seguimiento en el 90% entre las firmas del sector de Elche, los empresarios lo rebajaron a un 25%. El secretario de la Asociación de Industriales del Calzado de Elche, Pedro Méndez, reconoció a Efe que 'bastantes' empresas cerraron ante 'el temor' a los piquetes'.

- Textil. Casi todas las grandes empresas del textil de Ontinyent pararon la producción en los tres turnos que se establecen habitualmente. En el polígono el Pla la poca afluencia de vehículos y personas marcó el día, informa Anna Pinter.

- Juguete. Tres de cada cuatro trabajadores de las fábricas del juguete apoyaron el paro, según coincidieron en señalar patronal y sindicatos. Las jugueteras de menor tamaño funcionaron con normalidad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 21 de junio de 2002