Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Martin Walser desata la polémica por 'matar' a Reich-Ranicki en su nuevo libro

'Muerte de un crítico' ha sido calificada de novela antisemita

Una nueva polémica sobre antisemitismo, esta vez en el ámbito intelectual y literario, se abrió ayer en Alemania a raíz de la próxima publicación de la nueva novela de Martin Walser, Muerte de un crítico. Para construir su personaje, Walser, uno de los más reputados escritores de habla alemana, se ha inspirado, con saña, en la figura de Marcel Reich-Ranicki, el más conocido de los críticos literarios alemanes.

La editorial Suhrkamp ofreció al Frankfurter Allgemeine Zeitung una publicación anticipada y por entregas de la obra, pero el periódico la rechazó, en lo que, tras décadas de apoyo, supone la ruptura abierta con Walser. 'Es un documento del odio', explicó en una carta abierta publicada ayer el responsable cultural, Frank Schirrmacher. El periodista acusa a Walser de servirse de 'clichés antisemitas' para caracterizar al émulo literario de Reich-Ranicki, quien, junto a su esposa, es uno de los pocos sobrevivientes del gueto de Varsovia.

En el recuento de Schirrmacher, la novela gira sobre el supuesto asesinato de un poderoso crítico judío llamado André Ehrl-König, cuya manera de hablar es idéntica a la de Reich-Ranicki. Un escritor (el mismo narrador) es acusado del crimen. A la postre, sin embargo, el asesinato resulta ser una invención del crítico, ansioso de escaparse con su amante.

'Usted ha construido una especie de teatro mecánico en el que se puede disfrutar de un asesinato sin cometerlo', acusa Schirrmacher a Walser. 'No se trata del asesinato de un crítico por ser crítico. Se trata del asesinato de un judío'. En un detallado análisis, el periodista encuentra varios ejemplos de 'clichés antisemitas' en la caracterización del crítico y se topa con una frase de Walser, repetida dos veces en el libro, que considera especialmente repugnante: 'Ser asesinado no encaja con André Ehrl-König'.

Toda la familia del verdadero Reich-Ranicki fue asesinada por los nazis. Sólo él y su mujer, Teófila, escaparon del exterminio. En su carta, Schirrmacher pregunta a Walser: '¿Entiende usted que no publicaremos una novela que juega con que este asesinato ahora sea llevado a cabo de una manera ficticia?'.

Walser, de 75 años -que ya en 1998 había desatado una fuerte polémica al cuestionar, cuando le fue entregado el Premio de la Paz de los libreros alemanes, 'la instrumentalización de Auschwitz' en la opinión pública-, negó ayer cualquier doble intención. 'El libro cuenta experiencias de un autor con el ejercicio del poder en la industria cultural en épocas de la televisión. Ignoro cómo a Schirrmacher se le ocurre relacionarlo con el Holocausto'. Reich-Ranicki, vinculado al Frankfurter Allgemeine Zeitung desde hace décadas, declinó hacer cualquier comentario.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 30 de mayo de 2002