Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los Quince proponen reducir los trámites para crear nuevas pymes

En España se acortarán los plazos a un máximo de dos días

Las pequeñas y medianas empresas (pymes) se enfrentan a mayores dificultades que las multinacionales en el entorno de la Unión Europea. Por eso, los ministros de la UE responsables de pymes, que mantuvieron ayer una reunión informal en Aranjuez (Madrid), decidieron proponer una reforma de la legislación que permita que la creación de pymes y el acceso de éstas a las nuevas tecnologías sea más fácil y barato.

'Las pequeñas empresas tienen muchos más problemas que las grandes, aunque son la mayoría. Hay que garantizar que se escucha a las pequeñas'. Con esta reflexión, el comisario europeo de Empresa y Sociedad de la Información, Erkki Liikanen, quiso dejar claro que la UE no está satisfecha con las condiciones en las que actualmente se desarrollan las pequeñas y medianas empresas. En los países miembros, hay 19 millones de empresas de este tipo, que emplean a unos 74 millones de trabajadores. En España, prácticamente el 99% del tejido empresarial está compuesto por pymes.

La familia europea quiere asegurarse de que un colectivo tan disperso y desregulado como es el de las pymes participa mucho más en la elaboración de las leyes que le afectan. El ministro de Economía, Rodrigo Rato, insistió en que es necesario facilitar los trámites para crear una empresa, fomentar la vía electrónica para presentar los documentos requeridos e introducir mejoras fiscales que incentiven la creación de sociedades. La mejora del entorno de las pymes es fundamental para alcanzar el compromiso alcanzado hace dos años en el consejo de Lisboa: convertir a Europa en la economía más competitiva del mundo en 2010.

Para ello, es ineludible incidir en la educación. La UE propone fomentar el espíritu emprendedor desde la propia escuela. Las conclusiones alcanzadas ayer en Aranjuez se trasladarán a la cumbre de Barcelona, que se celebrará los próximos 15 y 16 de marzo.

Rato aprovechó la reunión para anunciar que el Ejecutivo presentará en breve un plan denominado Nueva Empresa para reducir a un máximo de dos días el plazo necesario para crear una empresa (frente a los entre 30 y 60 días actuales) y permitirá presentar en un único formulario toda la documentación necesaria.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 24 de febrero de 2002