Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Aragón quiere seguir en enero la negociación del traspaso sanitario

Si no hay un cambio de actitud por parte del Gobierno central, Aragón no asistirá el día 26 a la comisión mixta de transferencias en la que diez comunidades tendrán que decir la última palabra sobre si aceptan o no el traspaso de la sanidad. El Ejecutivo aragonés no quiere asistir a esa reunión para no verse obligado a rechazar la oferta de la Administración central. Su intención es seguir negociando a lo largo del mes de enero. El 27 de diciembre, el Consejo de Ministros aprobará esas transferencias sanitarias a todas las autonomías que hayan dado el sí; en estos momentos, todas menos Aragón.

El Ejecutivo autónomo asegura que quiere seguir negociando, ya que no hay problema legal para incorporarse al sistema de financiación en cualquier momento dentro de 2002. Y confía en que pueda haber acuerdo antes de que termine el mes de enero sin que traiga a su comunidad ningún perjuicio. Una enmienda introducida por el PP en el Senado a la Ley Orgánica de Financiación de las Comunidades Autónomas obliga a éstas a recibir las transferencias que el Gobierno ceda ya que si las rechazan quedan fuera del modelo de financiación autonómica.

Oferta y demanda

Pero la tensión ha disminuido notablemente entre ambos Gobiernos una vez que el Ejecutivo central se ha avenido a discutir 'otros parámetros que no son estrictamente el de la cantidad que corresponde por persona', indican fuentes del Gobierno aragonés. En cifras, la distancia que separa la oferta del Gobierno central de la demanda del de Aragón está entre 7.000 y 9.000 millones. El Ministerio de Hacienda se ha parado en estos momentos en 154.977 millones y Aragón sostiene que su franja está entre 163.000 y 165.000 millones.

Hacienda tiene razón cuando afirma que Aragón es la comunidad con mayor coste por persona en sanidad de toda España. El argumento del Ejecutivo autónomo se construye en torno a otro dato también objetivo: esta comunidad tiene la población de mayor edad de toda España.

El coste sanitario de una persona mayor es el triple del que ocasiona una joven, según datos del Gobierno aragonés. Otra situación que hace especialmente cara la sanidad en esta región está en los 730 municipios que la componen, frente, por ejemplo, a los 300 de Baleares

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 24 de diciembre de 2001