Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bilbao abrirá un registro de testamentos vitales y acogerá 'bodas' homosexuales

11 localidades ya han aprobado las ceremonias para parejas del mismo sexo

El pleno municipal de Bilbao aprobó ayer por unanimidad dos iniciativas que, pese a ser novedosas, aún se han extendido muy poco. El consistorio inaugurará un registro de testamentos vitales en el que quede constancia oficial y confidencial de cómo un ciudadano quiere que sea el final de su vida si llegado el momento es incapaz de decidir. El pleno también dio luz verde para que el alcalde o los concejales oficien en la casa consistorial ceremonias para parejas homosexuales como las que acompañan a los matrimonios civiles.

El primer registro municipal de testamentos vitales de España abrió al público en Vitoria -gobernada por PP-UA- el pasado día 2. Al menos durante la primera semana, nadie se acercó a dejar constancia oficial de su última voluntad. Tanto en el caso vitoriano como en el de Bilbao, la propuesta para crearlo partió del PSE.

Una vez decidida la creación del registro de últimas voluntades, el pleno municipal de Bilbao dejó en manos del alcalde, Iñaki Azkuna, los trámites necesarios para su puesta en marcha.

El testamento vital es un documento oficial y confidencial donde una persona mayor de edad y en plenitud de facultades deja constancia de su voluntad de morir dignamente, sin que se le apliquen tratamientos médicos que alarguen su vida más allá del momento en el que la vida "pierde irreversiblemente su calidad debido a la degeneración física o el sufrimiento".

El consistorio bilbaíno también respaldó sin votos en contra la moción que reclama la celebración de bodas simbólicas en el Ayuntamiento. La moción está apadrinada por Gehitu y Hegoak, dos asociaciones volcadas en la defensa de los derechos de gays, lesbianas y transexuales y en la lucha contra la discriminación de este colectivo.

Hacia el matrimonio civil

La moción es idéntica a la presentada a principios de este mes por ambas asociaciones en prácticamente todos los municipios de Euskadi. Los plenos de Irún, Lasarte, Amorebieta, Iurreta, Sondika, Berriz, Legutiano, Samaniego, Orexa y Arrazua-Ubarrundia ya han aprobado la celebración de ceremonias para parejas del mismo sexo, según el recuento que llevan las dos ONG promotoras de la iniciativa. Los consistorios de Vitoria y San Sebastián no han aprobado estas ceremonias en sus plenos, pero las aceptan de hecho.

Azkuna, quien hace dos años echó atrás una propuesta idéntica, explicó ayer que el cambio de opinión de su grupo se debe a que hace dos años el PP se comprometió con el PNV en el Congreso a regular la situación de las parejas de hecho del mismo sexo, y, como aún no lo ha hecho, creía pertinente respaldar estas bodas. La moción también insta al "legislador estatal" a modificar cuanto antes el Código Civil para permitir el matrimonio civil entre homosexuales.

La propuesta del Partido Popular para que los representantes de Batasuna sean destituidos de las sociedades municipales fue rechazada porque sólo la apoyaron populares y PSE. Otra moción popular, que instaba al Ayuntamiento a personarse en los procesos judiciales abiertos por actos de kale borroka, quedó pendiente de ser abordada en detalle en comisión.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 30 de noviembre de 2001