El sector de la fruta seca decide cortar carreteras en Tarragona y Lleida

Los productores del sector de la fruta seca integrados en el sindicato agrario Unió de Pagesos acordaron el jueves por la noche en Arbeca (Les Garrigues) reanudar las manifestaciones y los cortes de carretera en protesta por la negativa de la Unión Europea a prorrogar las ayudas que viene percibiendo el sector.

El sindicato y la Federación de Cooperativas Agrarias de Cataluña (FCAC) han solicitado una reunión para la próxima semana con el ministro de Agricultura, Miguel Arias Cañete, de quien consideran que no ha sabido negociar con flexibilidad la aprobación de al menos un calendario para la discusión de las ayudas al sector, mientras que UP decidió volver a celebrar asambleas semanales en las comarcas productoras de Cataluña.

La fruta seca volverá hoy a las carreteras de Lleida y Tarragona, entre las seis y las ocho de la tarde, en protesta por la inexistencia de un compromiso del Consejo de Ministros de la UE celebrado la pasada semana en Luxemburgo para el debate de la prórroga de las ayudas al sector, que según explicó el representante del sector, Pere Guinovart, son imprescindibles. 'Ya hay 15.000 familias que no las perciben', añadió.

Las carreteras que se pueden ver afectadas por los cortes y las barricadas de neumáticos son las ya clásicas en las protestas de UP en la zona: la N-340 de Tarragona a Barcelona, la N-420 de Reus a Falset y la N-240 de Valls a Tarragona.

Los payeses acordaron también en la asamblea de Lleida exigir del ministro de Agricultura que explique cuál es la estrategia de España al respecto, 'ya que ni siquiera hay un calendario de negociación y la única solución por parte del comisario Franz Fischler es esperar un dictamen del Parlamento Europeo que se puede postergar durante meses'.

Nuevamente el sector demandará de los ayuntamientos en los que se cultiva fruta seca (principalmente en las provincias de Tarragona y Lleida) la aprobación de mociones de apoyo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0022, 22 de junio de 2001.