El Gobierno navarro insiste en que no le compete eliminar las harinas cárnicas

El Gobierno navarro reiteró ayer que la competencia 'exclusiva' para firmar un convenio sobre la eliminación de harinas cárnicas con una empresa de Ortuella es de la Mancomunidad de Pamplona, que preside el socialista Javier Iturbe, aunque el Ejecutivo asumiría la financiación del servicio. UPN repitió que se trata de restos asimilables a residuos urbanos que deben gestionar las entidades mancomunadas.

El presidente foral, Miguel Sanz, y su consejero de Agricultura y Ganadería, Ignacio Martínez Alfaro, afirmaron que el Ejecutivo no sólo no obstaculiza un acuerdo con la firma vasca, sino que está dispuesto a financiar la eliminación de las harinas MER (más de 500 toneladas almacenadas en camiones frigoríficos).

Mientras la Mancomunidad guardaba silencio, UPN criticó con dureza al presidente de la comisión parlamentaria sobre el mal de las vacas locas, el socialista José Luis Uriz, quien el martes instó al Gobierno foral a firmar el convenio con la empresa vasca y dijo que el Ejecutivo había interferido en el preacuerdo alcanzado con la misma por la Mancomunidad. UPN achacó a la compañía vasca intereses 'puramente comerciales' en su oferta.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS