Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
SANIDAD

Los tumores y las enfermedades circulatorias causan el 64% de las muertes

Los tumores y las enfermedades del aparato circulatorio son las responsables del 64% de los fallecimientos que tienen lugar en la Comunidad, según los últimos datos del registro de mortalidad de la dirección general de Salud Pública de la Consejería de Sanidad. Al frente de la lista de las principales causas de muerte de los valencianos se encuentran las enfermedades del aparato circulatorio -causantes del 33,9% de los fallecimientos con 6.581 muertes- seguidas de los tumores, que supusieron el 29,6% del total (5.738 fallecimientos) y, en tercer lugar se encuentran las enfermedades del aparato respiratorio, con un 11,7% (2.267 muertes).

A distancia de estos tres grupos, se sitúa la siguiente causa de muerte, los traumatismos y envenenamientos (6%), seguida de las enfermedades de glándulas endocrinas, de la nutrición, del metabolismo y transtornos de la inmunidad, con el 3,6%. Por detrás están las enfermedades del aparato genitourinario (2,17%) y las muertes provocadas por transtornos mentales -entre las que destaca la psicosis orgánica senil y presenil-.

El estudio no se limita a realizar una clasificación de fallecimientos por grupos de enfermedades, sino también por dolencias individualizadas. En este particular ranking, el primer lugar lo ocupan las enfermedades cerebrovasculares (4.512 muertes, el 12,4%), el segundo las enfermedades isquémicas del corazón (4.412 defunciones, el 12,2%) y en tercera posición los tumores malignos de tráquea, bronquios y pulmón (1.740 fallecimientos, el 4,8%). La lista la completan las bronquitis, enfisemas y otras enfermedades pulmonares obstructivas; las psicosis orgánicas seniles y preseniles, la diabetes, las cirrosis, los tumores de intestino grueso, las neumonías y, en décimo lugar, los tumores malignos de estómago.

Crece el cáncer

El estudio de fallecimientos de 1997, el último que la dirección general de Salud Pública tiene colgado en su página web, no establece grandes diferencias con las causas de muerte registradas en 1991. De esta forma, las enfermedades del aparato circulatorio en ambos casos están a la cabeza, aunque si hace diez años causaron el 37,3% de las muertes, en 1997 la cifra fue cuatro puntos inferior. Precisamente este descenso es similar al aumento de fallecimientos achacables al cáncer entre estos años. Mientras en 1991 fallecieron 4.764 personas por tumores (un 26,7% del total de las muertes), en 1997 la cifra aumentó hasta las 5.738 muertes, por lo que los procesos oncológicos causaron el 29,6% de los fallecimientos anuales.

El aumento más espectacular responde a las muertes causadas por enfermedades mentales, que se han duplicado en estos seis años. Sin embargo, su número relativamente bajo respecto al total de fallecimientos -406 muertes del total de 19.368 en 1997-, matiza este crecimiento.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 25 de mayo de 2001