Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Tribuna:

Fusión

Los presidentes de las cajas de ahorro El Monte y San Fernando, Isidoro Beneroso y Juan Manuel López Benjumea, sin sorpresa, encontraron en el PP y en la CEA sus máximos valedores. Nadie sabe si estos apoyos serán suficientes para mantenerse en la presidencia de estas entidades de ahorro. Me temo que estamos a las puertas de los tribunales, tal y como ha dicho el sindicato UGT, el PSOE-A y la Junta.

Es sorprendente que los empresarios hablen de vendetta, acusando a los socialistas de querer laminar a los dos presidentes. Lo que se quiere y desea es que se cumpla la ley y está claro que la renovación de los cargos debe hacerse paralelamente al proceso de fusión. Si Beneroso y Benjumea están convencidos de que la fusión de ambas entidades pasa por mantenerse en sus bien remunerados cargos, lo tienen fácil: que se presenten y sean las asambleas generales respectivas las que decidan si deben ser ellos u otras personas quienes lideren el proceso.

Beneroso y Benjumea no deben tener bula para seguir en el cargo, entre otros motivos porque no gozan ya del beneplácito de quien los propuso, el PSOE, ni cuentan con el apoyo de quien debe velar por el cumplimiento de la Ley de Cajas, la consejería de Economía y Hacienda. Pero es que, además, en una fuga hacia delante, con el daño que ello representa por estar a diario al pie de los caballos ante la opinión pública, buscan refugio en la CEA o, quizás mejor, en el todopoderoso grupo sevillano dentro de la patronal andaluza. Me imagino que un día de estos solicitarán, si no lo han hecho ya, poder presentar a la consejera Magdalena Álvarez y al propio presidente de la Junta, Manuel Chaves, los términos de la fusión. De celebrarse, el encuentro será de alto voltaje.

No está en peligro la fusión anunciada y que cuenta con el respaldo del propio Chaves, que no de la Consejera. El problema radica en que, en cumplimiento de la Ley aprobada en el Parlamento, se proceda a la renovación de sus órganos de Gobierno.

¿Se puede poner en peligro el futuro de la fusión de las dos cajas sevillanas a causa de la actitud personal de dos presidentes?

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 25 de mayo de 2001