Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los pescadores de Barbate comienzan sus protestas

Chaves reclama a Aznar que se implique para forzar la reapertura de las negociaciones

En los últimos días, los pescadores y los propios vendedores de pescado barbateños habían denunciado que se estaban despachando productos procedentes del país norteafricano en la localidad. La de ayer es la primera protesta del sector pesquero barbateño, que, durante 16 meses, ha aguardando un acuerdo entre al UE y Marruecos que, finalmente, no se ha producido.

El pago de 151.000 pesetas mensuales a cada marinero ha sido determinante para mantener la paz social, tal y como admiten los propios afectados. En cualquier caso, la crispación se ha desatado después de que el jueves el comisario europeo de Pesca, Franz Fischler, rechazara cualquier posibilidad de reabrir las negociaciones con Marruecos.

'Estamos aquí para impedir que pasen camiones con pescado de Marruecos y para decirle al Gobierno que Barbate no se va a morir así como así: que estamos vivos', dijo ayer, en el lugar de la protesta, Pascual Muñoz, responsable provincial de Pesca de CC OO.

El delegado del Gobierno en Andalucía, José Torres Hurtado, reclamó serenidad a los pescadores barbateños: 'Les pido que actúen como se han comportado durante estos meses, con seriedad y rigor en sus actuaciones, les pido que exterioricen sus protestas pero sin molestar a los ciudadanos'.

Por contra, el consejero de Agricultura y Pesca, Paulino Plata, mostró ayer en Almería su 'total apoyo' a los pescadores de Barbate y añadió que sus movilizaciones 'están plenamente justificadas'.

El presidente de la Junta, Manuel Chaves, solicitó al jefe del Gobierno, José María Aznar, que se implique para que el Consejo de Ministros de la UE del día 25 abra la posibilidad de un nuevo proceso negociador con Marruecos y evite 'pasar a la historia' como el presidente del Gobierno 'responsable de que España dejase de ser una potencia pesquera o del desmantelamiento de la flota andaluza'. Trinidad Jiménez, secretaria de Relaciones Internacionales del PSOE, se mostró ayer en Málaga contraria a toda iniciativa bilateral de negociación pesquera con Marruecos.

El secretario general del PP, Antonio Sanz, arremetió en Huelva contra el Ejecutivo andaluz y dijo que en los últimos meses 'la Administración central ha liberado ayudas para los pescadores por valor de 10.000 millones de pesetas, mientras que la Junta ha dejado tirado al sector no extractivo de manera intencionada, porque no sacó a tiempo la orden para regular las ayudas y ahora la Unión Europea le está exigiendo que justifique las partidas para otorgarle las subvenciones'.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 7 de abril de 2001