El Museo Reina Sofía recoge la pasión española de Jean Cocteau

La exposición incluye dibujos sobre Picasso y de sus viajes

Picasso, los toros y el flamenco son los temas que trata el escritor Jean Cocteau con sus rotuladores y lápices de colores en la exposición Cocteau y España, abierta en las salas 15 y 16 de la segunda planta del Museo Reina Sofía, hasta el 16 de abril. El montaje, diseñado por Ángel Bados, reúne 80 dibujos, 15 cerámicas y dos paneles realizados en 1961 para Ana de Pombo ('son mi regalo a España a través de mi amiga andaluza', decía el escritor), junto con una amplia colección de fotografías.

La mayor parte del material expuesto procede de la Asociación de Amigos del Museo Jean Cocteau, y ha sido seleccionado por la comisaria Lucía Ybarra, del equipo del museo. En un primer espacio se han colocado las fotografías de Cocteau, donde el personaje más retratado es Picasso, en tardes de toros, vestido de torero o en el rodaje de El testamento de Orfeo, y otra serie de sus viajes a España en los años cincuenta y sesenta, donde visita Barcelona, Madrid, Sevilla y Marbella, donde llegó a residir durante tres meses. También se muestran ediciones de sus obras, cartas a Buñuel y el cuaderno de dibujos La aventura española, cuando se le niega la entrada en España, el 25 de julio de 1961.

Durante sus estancias, se fotografía junto a Luisa Ortega, Pemán, Francine Weisweiller, Luis Escobar, Edgar Neville, Ana de Pombo y otros personajes de esos años. Toreros, cantaores y bailarines, como El Cordobés, Curro Romero, El Caracol y El Güito, son habituales en sus dibujos rápidos y pinturas, que ocupan el segundo espacio de la muestra. En el catálogo, Pierre Caizergues publica una cronología de las estancias españolas de Cocteau de 1953 a 1961.

'Me conmueve profundamente ver a Cocteau en la ciudad de Velázquez y Goya y en el museo del Guernica de Picasso', declara Pierre Bergé, presidente de la asociación que vigila los derechos morales de la obra del escritor francés. Tras la muerte de su heredero, el poeta Edouart Dermit, que conoció en 1947, los amigos de Cocteau mantienen la memoria del autor de Orfeo y quieren abrir un museo en su casa de Milly-la-Fôret.

En opinión del director del Reina Sofía, Juan Manuel Bonet, la obra de Cocteau tuvo una gran influencia, sobre todo en los años veinte, en Alberti, Lorca, Bergamín y en el resto de la generación del 27. Para la comisaria, Lucía Ybarra, los materiales expuestos reflejan 'el impacto de todo lo español y mediterráneo' en el poeta, que estudia en su texto sobre el escenario español de Cocteau, que aparece en el catálogo, diseñado por Andrés Mengs, junto con otros textos de Juan Carlos Jurado. En el museo se pasará un ciclo de sus películas, con la colaboración del Instituto Francés, del 7 al 9 de marzo, con Orfeo, Testamento de Orfeo y La sangre de un poeta.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS