Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La cifra de nacimientos en los hospitales públicos registró el año pasado un ligero aumento del 2,4%

En el informe, al que ha tenido acceso EL PAÍS, se refleja que Guipúzcoa creció un 3,4%, para quedarse en 6.440 bebés, la mayor de toda la década en ese territorio. Los centros públicos acogen el 90% de los nacimientos. El resto corresponde a los privados (de los que aún no hay datos), que se comportan de una manera mimética respecto a los hospitales de Osakidetza en las subidas y bajadas.

En la actualidad, la tasa de natalidad de Euskadi es de las más bajas de Europa. Con el nuevo repunte ha llegado hasta un 7,8 de recién nacidos por cada 1.000 habitantes. Las tasas entre los años 91 y 99 oscilan entre el 7,3 (1994 y 1995) y 7,8 de 2000. A partir del año 1996, los datos empiezan a repuntar, aunque en 1998 un descenso en la natalidad truncó la racha. En cualquier caso, desde 1991 hasta el año pasado el número anual de nacimientos ha crecido un 20%.

El director de Asistencia Sanitaria de Osakidetza, Jon Darpón, considera que al hablar del ligero aumento de la natalidad hay que hacerlo de forma optimista, pero a la vez de manera cautelosa. 'Partimos de una de las tasas más bajas de Europa, así que cualquier variación al alza es positiva. Hay que tener en cuenta que durante la pasada década hubo momentos en los que parecía que la natalidad se recuperaba y después no resultó así', explica.

La mejor situación económica, la disminución del paro, el aumento del poder adquisitivo e incluso la mejoría de los servicios sociales (potenciación de la red de guarderías de cero a tres años) son factores que han influido en el repunte. Precisamente, el Gobierno está elaborando un plan para favorecer los nacimientos, que se centrará en permitir que los padres puedan compaginar un empleo con el cuidado de los hijos.

La mitad de partos de adolescentes

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 26 de enero de 2001

Más información