Reportaje:

Los vecinos quieren ver más bosque

Los residentes reclaman más atención para la Dehesa de la Villa plantando árboles y colocando cajas nido

Más de 250 personas acudieron ayer a la convocatoria de la Coordinadora Salvemos la Dehesa de la Villa para plantar dos centenares de árboles -entre ellos, medio centenar de pinos, además de zarzales y espinales- y colocaron 50 cajas nido que favorecerán la cría y estancia de aves migratorias.

La iniciativa, que se repite desde hace más de cinco años, contó con el respaldo de la portavoz del grupo municipal de IU, Inés sabanés, quien destacó 'el éxito de participación' de la convocatoria, destinada fundamentalmente 'a concienciar al Ayuntamiento de que la Dehesa de la Villa no debe tener el tratamiento de parque urbano, sino de una zona que es continuación de El Pardo y que tiene un alto valor ecológico'.

Antonio Ortiz, miembro de la Coordinadora, señaló a la agencia Efe que la plantación se ha realizado en la zona de los antiguos viveros de la Ciudad Universitaria y en el entorno del paseo del Canal, y comentó que en la construcción de las cajas nido que se han colocado para las aves migratorias han colaborando vecinos voluntarios y una asociación de discapacitados psíquicos. Con esta iniciativa, continuó Ortiz, la Coordinadora pretende 'fomentar la cría de diversas especies de aves insectívoras, para que mantengan a raya, de forma natural, a los insectos, evitando así que se conviertan en plaga'.

Las aves más proclives a utilizar esas cajas nido son el herrerillo común, el carbonero garrapinos, el papamoscas cerrojillo y el carbonero común, así como algunos murciélagos, aunque se ha diseñado la abertura de entrada de forma que impida el acceso a especies más grandes que dificulten la nidificación de las insectívoras.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS