Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
BROTE INFECCIOSO EN ALCOY

El PP mantendrá la comisión de investigación aun sin la oposición

El Grupo Popular de las Cortes Valencianas mantendrá el programa de trabajo de la comisión de investigación sobre el brote de legionella de Alcoy aprobado el lunes aunque los grupos de la oposición no participen. La participación de los grupos de la oposición está prácticamente descartada. Sólo un giro de última hora por parte del Grupo Popular en el sentido de aceptar las condiciones pedidas por socialistas y Esquerra Unida podría evitar que estos dos grupos se quedaran fuera. Sin embargo, los socialistas no renuncian a averiguar por su cuenta lo sucedido en Alcoy y están dispuestos a configurar una comisión de investigación paralela. La oficial iniciará sus trabajos mañana, jueves, con las comparecencias de los consejeros de Sanidad, de Medio Ambiente y de Industria.El portavoz popular, Alejandro Font de Mora, que calificó de "poco razonable" la postura de los grupos de la oposición, avanzó que la comisión "va a continuar trabajando", ya que fue creada por acuerdo unánime del pleno de las Cortes y "para que desapareciera debería producirse otra decisión en sentido contrario" también en sesión plenaria. Por su parte, la portavoz del Consell, Alicia de Miguel, centró su crítica en los socialistas y señaló que su decisión de abandonar la comisión "es la prueba más evidente de su error político" y de que vuelven a "políticas radicales" para instalarse "en el disparate parlamentario". Según De Miguel, el PSPV "ofende" al Parlamento y al pueblo valenciano y demuestra que le interesa más "desgastar al Gobierno, sea como sea, que conocer lo que se ha hecho" para atajar el brote.

Por su parte, los grupos de la oposición insistieron en que la comisión de investigación "no ofrece ninguna garantía y deja claro que las conclusiones ya están predeterminadas antes incluso de empezar las sesiones", como comentó el portavoz socialista, Joaquim Puig. Éste acusó al presidente de la Generalitat, Eduardo Zaplana, de intentar utilizar la comisión para "camuflar su auténtica incapacidad y negligencia a la hora de articular los mecanismos necesarios, no sólo para poner fin al brote de legionella en Alcoy, sino para transmitir seguridad a los ciudadanos. El secretario general del PSPV, Joan Ignasi Pla, anunció que los socialistas crearán una comisión paralela.

Mientras, EU anunció su decisión "definitiva" de abandonar la comisión. "No queremos ser cómplices activos o pasivos de una cortina de humo que no va a investigar y que ya tiene tomadas sus conclusiones", dijo su portavoz, Joan Ribó.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 6 de diciembre de 2000