Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSN exige a Sanz que concrete cómo va a proteger a los castellanohablantes

Los socialistas navarros han exigido al Gobierno de UPN, que encabeza Miguel Sanz, que concrete qué medidas piensa adoptar para evitar la discriminación de los castellanohablantes en el acceso a la Administración foral, regular el uso del euskera en la universidad pública navarra (la UPNA) y controlar más de cerca los contenidos educativos y lingüísticos que imparten ikastolas y centros públicos bilingües de la comunidad. El PSN-PSOE quiere evitar que se "politice" la enseñanza en lengua vasca.

El PSN-PSOE ha dado un paso más en el delicado debate idiomático que vive Navarra y ha presentado una moción en el Parlamento para que el Ejercutivo de Miguel Sanz concrete sus planes lingüísticos de futuro ante lo que los socialistas consideran una instrumentalización coordinada de la enseñanza del euskera por el nacionalismo vasco para acelerar la "construcción nacional".El Legislativo foral vivió hace días un intenso debate en el que Jesús Laguna, consejero de Educación, adelantó que el Gobierno no modificara la ley del Euskera, que divide Navarra en tres zonas idiomáticas con distintos derechos. Los socialistas expresaron entonces su enfado y ahora pretenden que Sanz ofrezca medidas concretas sobre la realidad del euskera en esta comunidad "desde criterios de racionalidad que, evidentemente, no gustan al nacionalismo vasco", según señaló ayer el secretario general del PSN, Juan José Lizarbe.

Lo que los socialistas plantean es que el Ejecutivo de UPN ratifique expresamente cuatro compromisos: no cambiar la ley del Vascuence, corregir a la baja la puntuación y exigencia de ese idioma en las pruebas de acceso a la función pública, elaborar una ley específica para regular los estudios universitarios en lengua vasca y aplicar medidas de control en ikastolas y centros de enseñanza no universitaria en euskera.

"No queremos prohibir el euskera en la universidad, pero no queremos una universidad bilingüe porque queremos un uso racional y despolitizado de este idioma", afirmó Lizarbe. El PSN tramita sí la resolución de su comité regional que considera, en palabras de su máximo dirigente, que los partidos nacionalistas vascos están intentando "meter el euskera con calzador" en toda Navarra con el objetivo de imponer una idea de "construcción nacional".

Lizarbe aseguró que es necesario romper el "mito" de la defensa del euskera. "¿Quien lo defiende más?", se preguntó, "¿el que pide el bilingüismo en toda Navarra? Pues ése", añadió, "conseguiría así que mucha gente acabara odiando el euskera".

Lizarbe mostró también su malestar con la Federación de Ikastolas de Navarra, cuyos responsables criticaron días atrás la actitud del PSN y acusaron a los socialistas de promover cambios legislativos respondiendo a "presiones sindicales" y al interés de un grupo de profesores afines de la Upna al margen de la creciente demanda social por el aprendizaje en lengua vasca.

Jesús Laguna señaló en un reciente debate parlamentario que, al margen de la plantilla pública de profesores con conocimientos de euskera, que se ha triplicado, tan sólo en el 1,54% de la oferta restante de plazas de funcioanrios se valora el conocimiento de la lengua vasca.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 31 de mayo de 2000

Más información

  • Lizarbe considera que se está "politizando" la enseñanza del euskera