Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Euskadi registró el año pasado 23 contratos de media por cada puesto

El País Vasco registró el año pasado una fuerte rotación laboral, con una media de 23 contrataciones por cada puesto de trabajo, según un estudio sobre contratación laboral en 1999 realizado por UGT-Euskadi. La contratación creció el año pasado un 13,8% en Euskadi respecto al ejercicio anterior, contabilizándose 655.945 contratos, pero la población ocupada tan sólo aumentó en 28.900 personas.Estos datos indican, según la central, que el mercado laboral sigue siendo principalmente temporal y precario. "Nuestro mercado de trabajo sigue siendo, como en los peores tiempos de recesión, masivamente temporal y con una excesiva rotación", asegura. Para UGT, el que la contratación temporal -"un fraude generalizado" en Euskadi- llegue al 92% no es explicable por exigencias de la actividad de las empresas y se debe más bien a la falta de actividad penalizadora de la Inspección de Trabajo y porque el contrato temporal es más barato que el indefinido.

De los 587.015 contratos temporales registrados en 1999, un total de 131.211 se realizaron a través de ETT, un 16,4% más que el año anterior y supone ya el 22,32% de la contratación temporal realizada en el País Vasco.

El estudio destaca el crecimiento "brutal" de este tipo de contratos en Guipúzcoa, con un 46,24%, y la cortísima duración de la gran mayoría de ellos. La central también observa con preocupación el aumento que se produce en la contratación a tiempo parcial estable, que representa el 16% del total de la contratación estable, con un aumento del 62%. En cuanto a la contratación a tiempo parcial temporal, supuso el 22% de la contratación temporal, aumentando tres puntos sobre el año anterior.

El informe destaca la contribución del Acuerdo sobre Estabilidad en el Empleo firmado en Madrid, ya que en Euskadi se han beneficiado del mismo más de 124.000 trabajadores desde mayo de 1997. El 67% de los contratos estables realizados se acogieron a estas medidas, bien convirtiendo contratos temporales en indefinidos, bien realizando indefinidos desde el principio.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 1 de marzo de 2000