Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA ULTRADERECHA EN EUROPA

El pensamiento de Haider

El líder del Partido Liberal, Jörg Haider, ha provocado numerosas controversias con declaraciones en las que aparentemente quitaba importancia a los crímenes cometidos por los nazis, que incluyeron a Austria como parte del Tercer Reich en 1938. Éstas son algunas de sus afirmaciones:Agosto de 1988. En una entrevista televisiva: "Usted sabe tan bien como yo que la nación austriaca fue un aborto, un aborto ideológico".

Octubre de 1990.Durante su intervención en una reunión anual de veteranos de la Segunda Guerra Mundial famosa por atraer a antiguos oficiales de la SS: "Nuestros soldados no fueron criminales; como mucho, fueron víctimas".

Junio de 1991."En el Tercer Reich tenían una metódica política de empleo". Tras las protestas que provocó en el Parlamento de la provincia de Carintia, Haider añadió: "Quiero señalar claramente que este comentario no fue hecho con el significado con el que ha sido entendido. Si les tranquiliza, retiro arrepentido esta afirmación". Aun así, Haider fue obligado a renunciar como gobernador de Carintia por estas declaraciones.

Febrero de 1995.En un debate parlamentario, Haider se refirió a "los campos de castigo del nacionalsocialismo" insinuando que los prisioneros eran culpables de crímenes. Después añadió que había querido decir "campos de concentración".

Septiembre de 1995.Dirigiéndose a veteranos de la Segunda Guerra Mundial, incluyendo antiguos miembros de las SS: "Hay todavía gente decente de buen carácter que se mantiene apegada a sus convicciones a pesar de las más fuertes oposiciones y que se ha mantenido fiel a ellas hasta hoy".

Diciembre de 1995.En una entrevista emitida por televisión afirmó: "Las SS eran una parte del Ejército alemán, y en consecuencia merece todo el honor y el respeto del Ejército en la vida pública".

Noviembre de 1999.Un mes después de que el Partido Liberal fuera el segundo más votado en las elecciones generales, Haider se disculpó en Viena por antiguos comentarios: "En el pasado se me han atribuido algunas afirmaciones en conexión con el nazismo que eran verdaderamente insensibles o expuestas al malentendido. Personalmente lo lamento, primero porque creo que he herido los sentimientos de las personas que fueron víctimas del nazismo o cuyos familiares lo fueron, y segundo porque estas afirmaciones no estaban en la línea de mis valores personales de tolerancia y humanidad que son las bases de mi trabajo político".

Ante la preocupación de la población judía austriaca tras el resultado de las elecciones declaró: "Allí donde el Partido Liberal tiene responsabilidades, nadie necesita hacer sus maletas ni abandonar su hogar. Donde tenemos responsabilidades, la libertad y la democracia están en buenas manos".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 2 de febrero de 2000