_
_
_
_

El grupo Matutes prepara la construcción de un gran complejo turístico en Cabo Verde

Un consorcio de empresas españolas encabezado por el grupo hotelero de la familia Matutes ha firmado un protocolo (precontrato) con el Gobierno de Cabo Verde para construir un complejo turístico de lujo en la isla de Boavista. Para ello, se ha comprometido a financiar, en régimen de concesión, importantes infraestructuras para la isla, como el aeropuerto o la carretera de conexión con el centro turístico, según fuentes oficiales de la excolonia portuguesa y del grupo Matutes. El acuerdo comenzó a negociarse durante la visita a Cabo Verde, en enero de 1998, del ministro de Exteriores, Abel Matutes. Este viaje oficial coincidió con el de una delegación de la empresa familiar, que estudiaba inversiones turísticas.

Más información
Una inversión a largo plazo

Matutes, que se entrevistó durante esa visita oficial con varios responsables para la inversión extranjera en Cabo Verde que también habían recibido a los representantes de su grupo de empresas hoteleras, anunció entonces que España reanudaría la cooperación con este país africano en los sectores turístico y pesquero. Cuando EL PAÍS difundió la coincidencia de ambas visitas, el director general de la Oficina de Información Diplomática, Joaquín Pérez Villanueva, explicó que el grupo Matutes no había realizado inversión alguna en la isla.El Gobierno caboverdiano está decidido a impulsar el turismo de calidad en sus islas. El año pasado ya recibieron a más de 50.000 visitantes. El archipiélago tiene cerca de 400.000 habitantes y está compuesto por 10 islas, algunas de ellas prácticamente vírgenes y con excelentes expectativas para la explotación del turismo. Fuentes oficiales caboverdianas han señalado que el consorcio que ha obtenido el precontrato, Promitur, está encabezado por el grupo Matutes, que intenta construir un importante complejo turístico de lujo en Santa Mónica, una espectacular playa de 17 kilómetros de arena blanca y aguas azul turquesa completamente virgen.

"Conexión política"

Carmen Matutes, hija del ministro y directiva del holding hotelero, ha confirmado la firma del protocolo, por medio del cual tienen reservada la opción para construir en las islas diversas instalaciones . "Estamos interesados en Cabo Verde", dijo, "porque es un destino turístico con muchas posibilidades, pero estas noticias están sacando a la luz pública nuestra estrategia. Mi padre no tiene nada que ver en este asunto y esas informaciones no saldrían publicadas si no fuese por la conexión política", añadió. José Luis Sa Nogueira, presidente de Promex, un organismo público dedicado a la promoción del turismo y las inversiones en Cabo Verde, aseguró que "el protocolo fue firmado el 29 de enero en Madrid, durante la Fitur [Feria Internacional del Turismo]", pero se negó a facilitar los integrantes del consorcio. "El objetivo de Promex es la promoción del turismo y tenemos que mantener el sigilo sobre las intenciones de negocio hasta que se concreten", arguyó.Con el contrato en la mano, SaNogueira explicó que el consorcio no tiene un plazo máximo para presentar sus proyectos, pero precisó que se ha solicitado su entrega "a la mayor brevedad posible, y septiembre u octubre pueden ser el límite". "En caso de que no lo hicieran", añadió, "perderían la preferencia ganada para construir cuatro o cinco hoteles de cinco estrellas en la zona". Asimismo, según Sa Nogueira, "el grupo hotelero dispondrá de un plazo de seis meses para iniciar la construcción del complejo turístico desde que los proyectos sean aprobados por el Gobierno, lo que se pretende hacer en los próximos meses".

Por su parte, el alcalde de Boavista, Manuel Pereira Silva, dijo que el consorcio "está fundamentalmente compuesto por el grupo Matutes, que tiene previsto iniciar la construcción de los hoteles a principios del próximo año". El alcalde comentó que el director general del Grupo de Empresas Matutes (como figura en su tarjeta de visita), José Bonet Ribas, ha visitado la isla, antes y después de la firma del protocolo, para revisar las tareas de construcción y ultimar detalles del futuro complejo turístico.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

La sociedad definitiva aún no ha sido constituida, por lo que no existen registros del consorcio o del grupo Matutes en los departamentos correspondientes de Boavista o de Praia, capital de Cabo Verde. Tampoco el protocolo ha sido publicado en el Boletín Oficial de la República.

Protocolo de intenciones

Sobre la futura inversión del consorcio, el primer ministro de Cabo Verde, Carlos Veiga, explicó: "Firmamos un protocolo de intenciones que nos parece interesante, porque participan en la construcción del aeropuerto y de otras infraestructuras turísticas. Nuestra filosofía es conceder a entidades privadas la construcción y financiación de esas infraestructuras. La iniciativa extranjera es muy importante".Durante la comparecencia de Matutes ante la Comisión de Exteriores del Congreso, en marzo de 1998, para dar explicaciones sobre su visita a Cabo Verde, el ministro reconoció que "pudo ser un error" la coincidencia de su viaje con el de representantes de su empresa familiar. Pero insistió en que había sido el Gobierno de Cabo Verde, "con la mejor buena fe", el que había invitado a sus familiares en las mismas fechas en las que él realizaba la visita oficial. El ministro dejó claro durante su intervención parlamentaria que él nunca se ha beneficiado de su cargo.

La visita de Matutes a Cabo Verde fue la primera realizada por el ministro español a un país del África subsahariana. En aquel momento, las relaciones de Cabo Verde con España estaban prácticamente suspendidas a raíz de los problemas surgidos tras las deportaciones a ese país de etarras residentes en Francia durante los años ochenta.

El traslado de ese grupo de etarras a Cabo Verde se realizó con el conocimiento y el beneplácito de España, que se comprometió a ayudar económicamente al país a cambio de que vigilara los movimientos de los terroristas. Sin embargo, tal vigilancia acabó siendo muy escasa y la mayoría de los etarras huyeron del archipiél ago.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_