Los trabajadores de Sureña protestarán en Madrid, Sevilla y Lisboa contra el cierre

Los trabajadores de la Compañía Andaluza de Cervezas, que comercializa desde Córdoba la marca Sureña, aprobaron ayer en asamblea realizar marchas a Lisboa, Madrid y Sevilla como medida de presión para evitar el cierre de la fábrica y el despido de los 168 trabajadores. Los empleados de la cervecera han anunciado que van a endurecer sus posiciones y para ello han previsto una marcha el jueves a Madrid con la intención de reunirse con el ministro de Trabajo, Manuel Pimentel, y con el secretario general del PP, Javier Arenas, para que este último "intervenga en el asunto y trate que Bavaria rebaje el precio de venta de la fábrica", dijo el presidente del comité de empresa de Sureña, Antonio Salamanca. Un día después, los trabajadores tienen previsto desplazarse a Sevilla con la idea de entrevistarse con el consejero de Trabajo, Guillermo Gutiérrez, y con el presidente de la Junta de Andalucía, Manuel Chaves. Si en estos dos desplazamientos no surgiera una solución al conflicto, los trabajadores se desplazarían a Lisboa a pie, desde la frontera con Portugal, donde Bavaria tiene una planta de producción. "Se trata de crearle a Bavaria problemas en su terreno", añadió Salamanca. La plantilla y sus familias aprobaron organizar paralelamente a estos desplazamientos un encierro en alguna de las instituciones de la capital cordobesa. En los días previos a estas marchas, los empleados y sus familias visitarán los distintos comercios de la ciudad y las diferentes asociaciones de vecinos para buscar apoyo y colaboración.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS