Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Llave inglesa con "lábel" vasco

La tradicional herramienta que en castellano es conocida como llave inglesa y que en otros idiomas adquiere denominaciones diversas cuenta desde ahora con una competidora con lábel vasco. Una empresa afincada en Vitoria tiene previsto comercializar en todo el mundo, a partir del próximo mes de octubre, un producto que corrige y mejora las prestaciones del instrumento, bajo la denominación de llave alavesa para el mercado español y llave vasca en el resto de los países. La iniciativa ha salido de los laboratorios de Ega Máster, una empresa que ya cuenta con otras 34 patentes dentro del campo de la máquina herramienta y que prevé producir 800 unidades diarias de este novedoso producto. A simple vista, lo que en inglés se conocerá como basque wrench, en francés clé basque y en alemán baskisch rollgabelschlüssel, no se aleja demasiado del modelo original. Sin embargo, los responsables de la firma alavesa subrayan las modificaciones que incorpora y que se centran en una tuerca que libera la boca móvil tradicional y en la inclusión de una escala graduada que facilita el ajuste sobre las piezas que se manipulen con ella. "Con estas mejoras se consigue una mayor rapidez en el manejo, además de permitir el acceso a lugares de difícil penetración", señalan. Asimismo, cuenta con una alternativa denominada llave alavesa combi, que permite suplir a la llave sueca, dirigida a ajustar tubos y estructuras de mayor tamaño, con la simple incorporación de una pieza suplementaria. Exportación El instrumento, que hará su presentación en sociedad dentro de la feria Ferroforma que se llevará a cabo en Bilbao, tendrá un precio para el usuario de ferreterías y comercios de bricolaje que oscilará entre las 1.500 y las 2.500 pesetas en su modelo intermedio -ocho pulgadas-, aunque sus creadores destacan la amplitud del mercado en el que pretenden moverse. "Más del 90% de la producción estará dirigida a la exportación y buscamos llegar a los 95 países con los que ya trabajamos en la actualidad", apuntan. El intento de popularizar esta herramienta en el extranjero se asimila con productos ya existentes, en donde el gentilicio señala el origen geográfico, como ocurre con la llave sueca, la tenaza rusa o el martillo alemán. En la actualidad se fabrican cerca de 80 millones de llaves inglesas en el mundo, por lo que existe un mercado importante en el que se conocerá el nombre del País Vasco", explican. En este sentido, la campaña de promoción se verá respaldada por un vídeo de seis minutos, en el que se muestran las excelencias de la herramienta y su proceso de producción en las instalaciones que la empresa tiene en el polígono industrial de Júndiz, en las cercanías de Vitoria. Aunque sus responsables no quisieron desvelar las expectativas de ventas que auguran a la iniciativa, confían en triplicar la producción actual de la firma en el plazo de cuatro años, catalogando a la llave alavesa/vasca como su "producto estrella" a partir de este momento. Los estudios de mercado realizados revelan que la introducción de este producto en áreas como el sudeste asiático puede verse afectado por la recesión económica de la zona, mientras en Estados Unidos, Iberoamérica o Europa las perspectivas son mucho más halagüeñas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 24 de septiembre de 1998

Más información

  • Una empresa de Vitoria lanza al mercado un modelo que se conocerá como "llave alavesa"