Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Castigo penal para los traficantes de hombres

Hay cifras que se sirven frías para demostrar una situación muy caliente. El informe de la subcomisión recoge estos datos: la población nacida en el Mediterráneo en los últimos años se distribuye en un 5% en el Norte (la orilla de Europa) y un 95% en el Sur. Los emigrantes que deciden abandonar África -y que proceden de Marruecos, Argelia, Nigeria, Mali, Congo, Ghana, Senegal, Somalia y Camerún- dejan atrás en la mayoría de los casos índices de paro superiores al 50% de la población activa.Cuando deciden marcharse de su país, ahorrar algo de dinero y abandonar a los suyos para cruzar el Estrecho, caen en manos de las mafias dedicadas al tráfico de hombres. Todos los partidos políticos consideran preciso "tipificar penalmente la utilización de embarcaciones o vehículos para el transporte clandestino de personas y castigar ejemplarmente a quienes, en definitiva, se aprovechan de los más débiles".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 4 de mayo de 1998