Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La experiencia pionera

, El futuro tratamiento de la basura forma parte del pasado en Fuenlabrada (164.000 habitantes). El barrio del Arco Iris de esta localidad desarrolla una experiencia pionera que muestra al resto de los madrileños la manera más ecológica de recoger la basura en sus casas. Sus 6.500 vecinos llevan siete meses separando plásticos, metales, aerosoles, tetra-briks, vidrios, papeles y materiales orgánicos en un mismo cubo de la basura dividido en compartimentos. Tienen hasta cuatro bolsas distintas en sus cocinas para almacenar los diferentes materiales. Después los tiran por separado al contenedor correspondiente. El Ayuntamiento recoge esa basura ya seleccionada y luego la vende a empresas de otras comunidades autónomas que se encargan del reciclaje de los residuos y su posterior venta para la reutilización. En la Comunidad de Madrid aún no se puede hacer este proceso de reciclaje.

Aunque este sistema de recogida selectiva requiere un esfuerzo añadido con respecto al ordinario, los vecinos declaran que lo prefieren por las notables mejoras medioambientales que supone con respecto al sistema tradicional. El concejal de Medio Amiente, el socialista José Sánchez Luque, destaca que "lo que distingue al sistema de reciclaje de basuras moderno y al anterior es que los residuos ya no se entierran en el subsuelo ni se incineran a cielo abierto".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 13 de enero de 1998