Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crítica:ROCK

Carnaval es todo el año

El mismo día de la inhumación de los restos de la sardina, dos bandas dieron buena muestra de que todos los días pueden ser fiesta y que carnaval es todo el año. Los madrileños New Demolators exhibieron sus mejores galas como travestidos y un repertorio que incluía clásicos del pop y rock de todos los tiempos, interpretados a lo New York Dolls y con letras en castellano que dificilmente pasarían la censura más indulgente. Destacaron sus versiones casi porno de Ivonne, de Radio Futura, y La patada quinceañera, recreación del clásico Teenage kicks.Los canadienses SmuggIers -que quiere decir contrabandistas- también salían disfrazados, pero de botones de hotel. La propuesta escénica de este veterano grupo es enérgica, bailona y plena de guiños a los Beatles, Beach Boys y el power-pop de toda la vida. Todos bailan frenéticamente y hacen coros, arropando a un solista que funciona de un modo más que digno como showman saltarín: Grant Lawrence. Por contra, tal vez las canciones adolecieran de ser todas muy parecidas entre sí.

The Smugglers y New Demolators

Sala El Sol. 1.400 pesetas. Madrid, 12 de febrero

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 14 de febrero de 1997