Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La OLP rechaza el cierre de su oficina en Jerusalén a cambio de la retirada israelí de Hebrón

Túnez / Jerusalén

El líder de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Yasir Arafat, rechazó ayer tajantemente vincular el compromiso israelí de retirarse de la ciudad cisjordana de Hebrón con el cierre de la oficina que la OLP tiene en Jerusalén. El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, "debe de cumplir lo que ya ha sido acordado y no añadir nuevas condiciones", declaró Arafat tras su entrevista en Túnez con el presidente Zin el Abidin Ben Alí."Esa lógica [el Gobierno israelí declaró el martes que hasta que no se cierre la representación de la OLP en Jerusalén no habrá retirada de tropas] es inaceptable para nosotros", declaró también el número dos palestino, Mahmud Abás, conocido como Abu Mazen, antes de entrevistarse ayer con Dore Gold, consejero diplomático de Netanyahu.

Israel debería haberse retirado de Hebrón en marzo pasado, pero retrasó este punto del acuerdo con los palestinos tras los atentados suicidas integristas que causaron 59 muertos israelíes en el mes de febrero.

Entretanto, la Autoridad Nacional Palestina (ANP), que preside Arafat, ha solicitado asistencia económica a Estados Unidos para evitar la bancarrota. Nabil Shaat, ministro de Planificación y Cooperación Internacional de la ANP, declaró que el desempleo afecta al 51% de los trabajadores de Gaza y al 40% de los de Cisjordania.

Nabit Shaat indicó que la renta per cápita cayó a menos de la mitad en parte por el impedimento que tienen miles de palestinos de Cisjordania para llegar a Israel.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 22 de agosto de 1996