Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Del Salón de Reinos al Alcázar

El presidente Aznar recorrió ayer el actual Museo del Ejército con las explicaciones del historiador John H. Elliott, autor con Jonathan Brown de un estudio del palacio del Buen Retiro, construido en 1631 por el conde duque de Olivares para recreo de Felipe IV. Del proyecto palaciego -una maqueta y el proyecto de restitución, de Carmen Blasco, se expone en el museo- sólo quedan la iglesia de san Jerónimo, el Salón de Reinos (actual Museo del Ejército) y el Salón de Baile, hoy Casón del Buen Retiro. En el futuro Prado se piensa en la reconstrucción del Salón de Reinos con la misma disposición de las pinturas.

Aznar anunció ayer que los fondos del Museo del Ejército se trasladarán al Alcázar de Toledo de acuerdo con los responsables del Ministerio de Defensa. "Las autoridades de Defensa están bastante de acuerdo conmigo", dijo el presidente sobre la resistencia de los militares desde que se anunció la ampliación del Prado. Para el presidente de la Real Fundación de Toledo, Gregorio Marañón, que había apoyado esta alternativa, "es un extraordinario acontecimiento cultural y una medida buenísima para la ciudad histórica de Toledo". "El Alcázar de Carlos V de Toledo va a recuperar un uso acorde con su prestigio tradicional, en forma de un gran museo de historia militar, fundamentalmente europea, agrupando los fondos del actual Museo del Ejército con otros provenientes del Prado y del Patrimonio Nacional. Nuestra valoración de este acuerdo es plenamente favorable por cuanto significa para Toledo, y por las consecuencias, tan importantes, que también se deducen para el propio Prado".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 25 de julio de 1996