Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Reparto asimétrico

Retevisión ha sido elegida por el Gobierno de José María Aznar para romper el monopolio de Telefónica en la telefonía básica. Sin embargo, ese mismo Gobierno no permite a Telefónica -ni a ningún otro operador- servir las señales de televisión, porque esa función la seguirá manteniendo Retevisión, en régimen de monopolio, hasta el año de 1999.Esa situación, unida a otros aspectos del decreto-ley sobre telecomunicaciones, ha provocado un desconcierto que se palpaba ayer entre ingenieros de la propia Compañía Telefónica, uno de los cuales comentó, en términos moderados, que se produce un "reparto asimétrico". Es decir, un trato desigual, en el contexto internacional de la liberalización de las telecomunicaciones.

Dado el escaso tiempo de que dispone Retevisión para construir su propia red telefónica, ésta tendrá que comenzar el servicio utilizando la actual red de Telefónica. Se cumple así la directiva europea sobre redes abiertas (Open Network Provision) que impone el libre acceso de los nuevos operadores a las redes básicas existentes antes de la liberalización. Pero Retevisión únicamente deberá abonar lo que cuesta el mantenimiento de la red. Es decir, Telefónica estará obligada a prestar su red a Retevisión y sólo podrá cobrarle los gastos de producción.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 12 de junio de 1996