Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSOE aragonés negocia echar a Marco por espiar a políticos

Una parte del PSOE de Aragón, incluida la mayoría del grupo parlamentario en las Cortes autónomas y algunos de los consejeros más próximos al presidente regional, ha abierto conversaciones con las restantes formaciones políticas para forzar la dimisión de José Marco, el presidente socialista elegido hace poco más de un año. El detonante ha sido el presunto pago con fondos públicos de operaciones de espionaje a políticos. Marco reunió ayer con urgencia a su Gobierno y hoy tiene prevista una ejecutiva regional del partido.

La junta de fiscales del Tribunal Superior de Justicia de Aragón acordó ayer por unanimidad incoar de oficio diligencias informativas sobre el uso de fondos públicos para el espionaje a políticos durante la etapa de Marco al frente de la Diputación General. Los fiscales explican en una nota que han decidido abrir la investigación ante la coincidencia de todas las informaciones en el sentido de que estas operaciones se han financiado con fondos de la comunidad autónoma.La situación alcanzó su punto de máxima tensión el jueves, durante una sesión de las Cortes. Marco replicó a las acusaciones sobre el espionaje a adversarios y compañeros políticos atacando a su vez al líder re gional del Partido Popular Santiago Lanzuela, de ser responsable del cobro de comisiones ilegales por parte de altos cargos durante su etapa como consejero de Economía en el anterior Gabinete aragonés. Tanto el PSOE como IU han anunciado que trasladarán a los jueces la denuncia para que se investigue.

Los socialistas intentan conseguir un acuerdo para que otro miembro del PSOE sustituya a Marco en la presidencia regional hasta las elecciones de mayo próximo. Incluso los consejeros más importantes del Gabinete se han distanciado de Marco, poniendo sobre la mesa su posible dimisión como elemento de presión sobre el presidente.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 12 de noviembre de 1994

Más información

  • La fiscalía investigará de oficio el escándalo