Aranguren defiende el sexo en la vejez

El filósofo José Luis Aranguren, de 85 años, defendió ayer en San Lorenzo de El Escorial (Madrid) las relaciones sexuales entre personas de la tercera edad y criticó a la Iglesia por la posición censora que mantiene respecto a los anticonceptivos y al aborto. Aranguren destacó que, para el clero, las relaciones sexuales entre ancianos que han perdido por su edad la capacidad de procrear, "no son pecado", lo que contradice la prohibición del uso del preservativo porque evita el embarazo.El filósofo se congratuló por la desaparición de los tabúes sexuales que pesaban sobre la tercera edad y sobre la mujer y acusó a la Iglesia de despreocuparse de las relaciones sexuales entre las personas. "La única preocupación eclesiástica son los anticonceptivos y el aborto", indicó. El autor del libro Moral y sociedad considera que la relación entre el hombre y la mujer es hoy "más libre, más estrecha y menos formal", tanto en el plano sexual como en el intelectual. Aranguren cree muy positivo que las mujeres tomen la iniciativa en los juegos amorosos, lo que ha representado el inicio de la liberación de la mujer.

El psiquiatra Luis Rojas Marcos, que codirige el curso Nuevas relaciones y desafíos entre las personas, junto con Ángel Sánchez Harguindey, redactor jefe de Babelia, el suplemento de cultura de EL PAÍS, matizó que la edad no es una barrera para que, se disfrute de la intimidad de la sexualidad". Rojas Marcos, jefe de los servicios de salud mental de la, ciudad de Nueva York, definió los métodos anticonceptivos como uno de los factores indispensables en la "metamorfosis" de la mujer, una metamorfosis que "ha cambiado al hombre haciéndole una persona más hogareña, afectiva y vulnerable".

Sánchez Harguindey presentó a Aranguren como "un maestro de maestros que ha conseguido esclarecer la oscuridad cotidiana y que ha vivido y sufrido distintas etapas con coherencia y dignidad". La filósofa y senadora Victoria Camps y el escritor Juan Cruz intervinieron también, junto a, la directora del gabinete de Integración Europa y Solidaridad, María Dolors Renau i Manen, en este seminario de los cursos de verano de El Escorial que se clausura hoy. Victoria Camps destacó el fin de las relaciones de parejas "monopolizadas hasta ahora por el matrimonio eclesiástico" y la reconversión de la familia de "una comunidad de individuos a una asociación atomizada libre y democrática". Cruz se refirió a la "desconfianza global" en el mundo de la cultura, en donde prevalece la fama respecto a la edad" y se mostró partidario de la "edad transversal, la que aprovecha la experiencia, el vigor intelectual y él conocimiento".

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 04 de agosto de 1994.

Archivado En:

Te puede interesar

Suscripciones El PaísSuscríbete

Lo más visto en...

Top 50