Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los mediadores, optimistas por la continuidad del proceso negociador de Ginebra sobre la ex Yugoslavia

El presidente de Bosnia-Herzegovina, Alia Izetbegovic, solicitó ayer una reunión del consejo directivo de la conferencia internacional sobre la antigua Yugoslavia para denunciar la "mianifiesta hostilidad" del mediador comunitario David Owen hacia la delegación bosnia y sus propuestas. Ayer, en la segunda jornada, los dirigentes de las tres facciones enfrentadas en Bosnia, dos de ellas con sus mentores, los presidentes de Serbia y Croacia, se volvieron a reunir en una sesión plenaria, y hoy lo harán de nuevo. Esto, a juicio de los mediadores, es ya un éxito.

Tras los encuentros bilaterales de la delegación bosnia, encabezada por Alia Izetbegovic, con la delegación croata, dirigida por el presidente Franio Tudjman y el croata bosnio Mate Boban, y con la delegación serbia, encabezada por Slobodan Milosevic y Radovan Karadzic, se celebró ayer una larga reunión entre todas las delegaciones.Según algunas fuentes, comenzaron a hablar del diseño de los mapas para la repartición del país, sin haber llegado a acuerdo alguno respecto del capítulo constitucional sobre competencias de una posible confederación. El plan de serbios y croatas no concede al Gobierno central competencia fundamental alguna y se limita a unas vagas declaraciones de principio al respecto.

Una nueva reunión plenaria está prevista para hoy por la mañana. A la salida de la de ayer, el presidente Milosevic se mostró relativamente optimista: "Hemos tenido conversaciones muy abiertas, muy directas y muy duras", recalcó. "Mi impresión es que nos estamos acercando a la solución de varias cuestiones vitales". Karadzic, por su parte, se limitó a asegurar que todavía faltaba "trabajo, mucho trabajo".

El llamamiento de ayuda de Izetbegovic al consejo directivo de la conferencia, compuesto por tantos miembros (29) como países emitieron en Londres el mandato negociador, se produjo tras dos días de intensas negociaciones en Ginebra, en los que la parte bosnia se ha visto presionada a aceptar el acuerdo de partición auspiciado por los presidentes de Serbia y Croacia. David Oweri manifestó que si Izetbegovic no aceptaba el plan de partición tripartita, sería el responsable de la suerte que corran sus ciudadanos bajo el fuego de una nueva y final ofensiva serbia. Los copresidentes de la Conferencia, Owen y Thorvald Stoltenberg, se negaron a discutir el nuevo plan federalista del presidente bosnio.

Según manifestó el portavoz oficial de los mediadores, John Mills, "no merece la pena gastar energías ahora en revisar (le nuevo este plan". Mills recomendó el "plan realista" presentado por serbios y croatas.-

El portavoz del Gobierno bosnio en Ginebra, Mustafá Bijelic, manifestó a EL PMS que "Owen ignora el plan que presentamos porque su causa ya esla misma que la de Milosevic y Karadzic". Oweri, que antes de que su plan de división de Bosnia en diez provincias fuera rechazado por la parte serbia había calificado a aquel como "la única solución", se ha adherido plenamente a la propuesta serbiocroata de división tripartita.

Su insistencia por lograr la adhesión de la parte bosnia a un acuerdo que supone la dejación de los principios de pluralidad étnica defendidos por el Gobierno de Sarajevo le ha llevado a decir, de acuerdo con el líder serbio de Bosnia, Radovan Karadzic, que ésta es la última oportunidad de las fuerzas musulmanas paraescapar a la derrota militar total y la aniquilación.

Por otra parte, los ataques serbios sobre Sarajevo prosiguieron sin atender a las conversaciones de paz. Fuentes de la Armija (Ejército) bosnio denunciaron el uso de productos químicos en el inicio de una gran ofensiva serbla sobre los montes de Zuc e Igman, donde se llegó al cuerpo a cuerpo. El Mando de las fuerzs de la ONU en la antigua Yugoslavia (Uriprofor) reconoció que en las últimas horas han caído en Zuc más de 2.000 granadas de mortero, pero no pudo confirmar que entre ellas se hubiera empleado gases tóxicos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 29 de julio de 1993

Más información

  • El plan federalista presentado por la presidencia bosnia, rechazado por las demás partes