Un cineasta japonés, atacado después de estrenar un filme contra la mafia

Agencias

El director de cine japonés Juzo Itami, de 59 años y conocido por sus películas críticas contra los grupos mafiosos locales, fue atacado, abofeteado y cortado en la cara por cuatro desconocidos en un aparcamiento cercano a su residencia de Tokio el viernes por la noche.

Itami fue trasladado a un hospital, tras la huida de sus agresores, con cortes en la cara y en el cuello, aunque su estado es satisfactorio y está fuera de peligro. El ataque se produce poco después del estreno, el 16 de mayo, de su última película, Mimbo no onna, acerca de un cómico pero duro enfrentamiento entre una abogada y uno de los sindicatos del crimen nipón, yakuza, que intenta extorsionar al propietario de un hotel.

Tras el atentado contra Yuzo Itami, la policía ha dicho que dará protección a los actores del filme, en el que se critican en tono desenfadado los negocios de los yakuza, mafiosos que tradicionalmente manejan la prostitución, el juego, las drogas y la extorsión.

El estreno de Mimbo no onna y el ataque a su director se producen días después de la entrada en vigor de una nueva ley que pretende acabar con el abuso de los casi 100.000 yakuza japoneses, al clasificarlos finalmente como criminales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 23 de mayo de 1992.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50