Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Yeltsin abandona el PCUS para luchar por el pluripartidismo

Borís Yeltsin, presidente del Parlamento de Rusia, dio ayer un sensacional golpe de efecto al anunciar su salida del Partido Comunista de la URSS (PCUS), cuya fractura se hizo aún más evidente con el abandono del grupo radical Plataforma Democrática. Ante los casi 5.000 delegados del 28º Congreso, Yeltsin dijo que pretende "tener más posibilidades de influir de forma eficaz en la actividad de los sóviets" y "cooperar con todos los partidos y organizaciones sociales y políticas de Rusia". También Viacheslav Shostakovski, en nombre de un grupo de líderes de la corriente Plataforma Democrática (PD), anunció que se retiraba del PCUS.

El anuncio de Yeltsin provocó pitos y gritos de los asistentes. Los timbrazos con los que Gorbachov, presidente de la sesión, trató de imponer silencio en la sala no pudieron acallarlos.Habiendo dicho lo que tenía que decir, Yeltsin cruzó la sala hasta la puerta central, salió del Palacio de los Congresos del Kremlin y, sin hacer declaraciones, se metió en un Volga negro que le esperaba bajo la llovizna de una tarde gris y fría.

Borís Yeltsin justificó su decisión con tres motivos: el haber sido elegido presidente del Sóviet Supremo de Rusia; la gran responsabilidad ante el pueblo de esta República, y el paso de la sociedad al pluripartidismo.

Por todo ello, el político dijo no poder "cumplir sólo las decisiones del Partido Comunista de la Unión Soviética. Como jefe del máximo órgano de poder legislativo de la República, debo someterme", añadió, "a la voluntad del pueblo y sus representantes autorizados".

Pasa a la página 3

Ligachov quedará fuera del nuevo comité central

Viene de la primera página

Muchos esperaban que Yeltsin suspendiera su militancia en el PCUS, pero su declaración y la oportunidad elegida para efectuarla fue una bomba. "Esta cuestión se ha resuelto de un modo lógico", dijo Mijaíl Gorbachov, que, impasible, continuó con gran maestría abordando cuestiones formales sobre las candidaturas al Comité Central (CC). Yeltsin era uno de los dos candidatos al CC por Sverdlovsk, su ciudad de los Urales, donde fue jefe del PCUS.

Gorbachov ha conseguido lo que se había propuesto del 28º congreso. Su candidato al puesto de número dos del partido, Vladímir Ivashko, se impuso por 3.109 votos a Yegor Ligachov. Éste, hasta ahora miembro del Politburó, no es ni siquiera candidato a uno de los 400 sillones que, aproximadamente, tendrá el nuevo CC. Ligachov dijo anoche que se dedicará a escribir un libro y a trabajos sociales, y persistió en negar que su camino divergiera del de Gorbachov. "¿Quién dice que divergieron? Ligachov está en el partido. Gorbachov está en el partido. Yeltsin salió del partido. Para mí esto sería una muerte política, pero para Yeltsin esto no significa nada", dijo el hombre rechazado por el líder.

La promoción de candidatos al CC, que iba a ser votado hoy, fue sumamente agitada. Los candidatos se distribuyen en tres listas, además de los propuestos por la sala. Por una parte, hay una lista de las 15 repúblicas federadas, a razón de cinco miembros para cada una. La segunda lista tiene 236 nombres, a razón de un puesto por cada 100.000 comunistas, y la tercera, la lista de Gorbachov, es un elenco de 85 personajes, muchos de ellos cargos gubernamentales y del PCUS, periodistas e intelectuales, que van desde el historiador Roy Medvédev hasta el escritor Alexandr Gelman.

Gorbachov mismo defendió la candidatura de Medvédev por su "honradez" y "patriotismo" pese a la persecución que sufrió, según declaró anoche Gueorgui Shajnazárov, asesor del presidente.

Conocidos reformistas como Otto Latsis, vicedirector de la revista Komunist, o Andrei Grashov, vicepresidente de !a Sección Internacional del Comité Central, están en las listas al Comité Central.

Mijaíl Gorbachov se opone a que el jefe del Gobierno sea miembro del Politburó, según Shajnazárov. El nuevo Politburó lo eligirá el primer pleno del CC, muy probablemente mañana, sábado. Nikolái Rizhkov, el jefe del Gobierno, es candidato a un puesto en el CC, pero ni Alexandr YákovIev ni Vadim Medvédev, hasta ahora miembros de la directiva comunista, aspiran a un sillón en este organismo.

La mano derecha del líder

YákovIev será, según todos los indicios, la mano derecha de Gorbachov en el Consejo Presidencial, institución que se reforzará inmediatamente después del 28º congreso, según Shajnazárov. El Consejo Presidencial, de 16 miembros, que formalmente tiene carácter asesor, ocupará posiblemente un edificio cedido por el CC y se dotará de un aparato propio. El organismo se ampliará con una representante de las mujeres, otro de los jóvenes y un tercero de los sindicatos, según dijo Benjamín Yarin, uno de sus integrantes.

Viacheslav Shostakovski anunció su salida del partido, junto a una treintena de miembros de PD, para formar un nuevo partido. Otros miembros de PD se quedan, sin embargo, en el PCUS y, por ello, no quedó claro anoche cómo proseguirá su existencia la corriente reformista, de tal modo que Gorbachov encargó a la Comisión de Actas aclarar el caso para decidir si son válidas varias candidaturas de PD al Comité Central.

"Estoy autorizado para anunciar la división del partido y nuestra intención de crear un nuevo partido democrático e independiente", dijo Shostakovskí, quien llamó a sus partidarios a no salir aisladamente, sino a registrarse en en un grupo para dejar el PCUS de una manera organizada.

Shostakovski dijo comprender a los correligionario s que no renuncien al PCUS y los consideró aliados en el proceso de renovación de la sociedad. Shostakovski llamó a todos los "partidos democráticos a celebrar un congreso en el otoño de 1990 para crear una amplia coalición política".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 13 de julio de 1990

Más información