Manzanares reaparece en Sevilla el jueves lidiando seis toros de distintas ganaderías

El diestro actuará también como único espada en la feria de Alicante

La tradicional corrida del Corpus de Sevilla, que se celebrará el próximo jueves, ha sido organizada por la Asociación de la Prensa de dicha ciudad y tiene como único espada a José Mari Manzanares, que reaparece en los ruedos tras su decisión de torear esta temporada pocos festejos, pero muy seleccionados. Asimismo lidiará seis toros en la feria de Alicante, en la que no participa desde hace dos temporadas.

Manzanares tomó la decisión de torear poco esta temporada durante la última campaña invernal en América, y lo hará sólo en plazas de primera y segunda categoría. Su intención ante el compro miso del próximo jueves es salir a hombros por la Puerta del Príncipe, ya que no lo ha conseguido nunca en sus 20 años de alternativa y no quiere retirarse sin lograrlo. Lidiará un toro de cada una de las siguientes ganaderías Juan Pedro Domecq, Manolo González, María Luisa Dominguez Pérez de Vargas, Jandilla, Torrestrella y Torrealta.

La feria de Alicante

El Ayuntamiento de Alicante, propietario de la plaza de toros, y el gestor de la misma, Enrique Martín Arranz -que, a su vez, es apoderado de Joselito-, han organizado una feria llena de atractivos para conmemorar el V Centenario de la ciudad, que se celebra este año. Para ello ambos se volcaron en su intento de contratar al ídolo de aquella afición, el matador de toros de la tierra José Mari Manzanares -ausente del abono las dos temporadas anteriores-, para que lidie seis toros y cierre la feria que comienza el próximo domingo y consta de cinco corridas de toros y una novillada.Martín Arranz, que lleva cuatro años de gestor del coso alicantino, afirma que el presupuesto de alrededor de 110 millones de pesetas se cubrirá sobradamente. Añade que no ha podido cumplir totalmente los objetivos que se fijó para esta edición especial de la feria, que eran dar mayor número de festejos y que los toreros alicantinos ocupasen más puestos. Lo explica así: "Lo primero no fue posible por la coincidencia del campeonato mundial de fútbol, y lo segundo porque, a excepción de El Inclusero, Gómez Jaén, José Luis Amador y Antonio Correas, el resto -Juan Antonio Esplá, Manuel Molina y Ramón Escudero- rechazaron los toros de Jiménez Pasquau y exigían otros, como si fueran ya figuras.

En esta crítica coincide con El Inclusero, nacido en Albacete, pero criado en Alicante, donde llegó a ser director de la Escuela Taurina: "En mis tiempos todos nos matábamos por torear como fuese y donde fuese, y a los que no eran figuras ni se les ocurría rechazar corridas porque no les gustaran los toros. Cada día entiendo menos lo que sucede en estos tiempos posmodemos de la fiesta". El diestro busca un éxito que le dé opción a que la empresa de Las Ventas le ofrezca también una tarde para despedirse de la afición madrileña, ante la que ha actuado en más de 60 ocasiones.

Otros atractivos de la feria son el mano a mano Joselito-Litri, que será televisado, y la reaparición de Luis Francisco Esplá, recuperado del grave percance que sufrió el pasado 2 de mayo en Las Ventas.

Carteles de la feria: domingo día 17, el rejoneador Antonio Correas y los matadores El Inclusero, Gómez Jaén y Rafi de la Viña (toros de Jiménez Pasquau). Miércoles 20, Julio Robles, Roberto Domínguez y Espartaco (Jandilla). Día 21, José Luis Amador, Finito de Córdoba y Jesulín de Ubrique (novillos de Sayalero). Día 22, Joselito y Litri, mano a mano (toros de Sepúlveda). Día 23, Ortega Cano, Luis Francisco Esplá y Fernando Cepeda (Los Guateles). Día 24, Manzanares (tres toros de Jandilla y tres de José Luis Marca).

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0011, 11 de junio de 1990.