Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
UNA NUEVA EUROPA

La RDA vota hoy por vez primera en elecciones libres

Los alemanes orientales empezarán hoy al alba a desfilar ante las urnas de las primeras elecciones libres que se celebran en la República Democrática Alemana (RDA). Sobre los comicios planea la oscura sombra del viejo régimen comunista. El fantasma de la Stasi, la otrora omnipresente policía política, ha adquirido corporeidad entre los candidatos a diputados. Primero fue el líder conservador, Wolfgang Schmur, quien se vio obligado a dimitir al descubrirse su pasado de confidente. Ahora, la sospecha se ha extendido como una epidemia. El comité de ciudadanos encargado de desmantelar la Stasi anunció que había descubierto más candidatos involucrados y que había entregado a la comisión electoral el resultado de sus pesquisas, si bien ésta indicó que no las haría públicas hasta después de las elecciones.

ENVIADO ESPECIALEl secretario general de la CDU oriental, el pastor protestante Martin Kirchner, acusado de ser, al igual que Schnur, informador de la Stasi, tuvo que admitir el viernes en televisión que se había visto forzado a hacer confidencias a la policía sobre los grupos opositores que buscaban protección bajo el paraguas de la Iglesia. De lo contrario, dijo, no hubiera podido ejercer su labor.Kirchner se perfilaba como uno de los políticos conservadores con más futuro. Fiel al canciller federal, Helmut Kohl, jugó un importante papel cuando hace un mes, desde Bonn, se pretendía forzar la caída del Gobierno presidido por Hans Modrow, del que su partido formaba parte.

Es diricil prever cuál va a ser el efecto en los votantes de esta serie de escándalos descubiertos en el seno de la Alianza por Alemania, la coalición conservadora apadrinada por Kohl, y compuesta por la CDU de la RDA, Despertar Democrático (DA) y la Unión Social Alemana (DSU). En cada uno de estos tres partidos se han descubierto relaciones con la Stasi o con el viejo régimen. Sin Schnur ni Eveling -el líder de la DSU también bajo sospecha- la derecha ha debido improvisar un candidato al cargo de primer ministro por si fuese la coalición más votada.

Paradójicamente, la elección ha recaído en Temaiziere, un hombre íntegro y con escaso carisma que se ha caracterizado por su actitud crítica contra Kohl, a quien no ha dudado en censurar públicamente, tanto en el polémico tema de la frontera polaca como con ocasión del reciente viaje de Modrow a Bonn, donde el ministro presidente de la RDA fue humillado por la prepotencia del canciller y sus colaboradores. La CDU oriental difundió ayer un comunicado en el que se ofrecía para formar un Gobierno de coalición después de las elecciones.

Sin embargo, las predicciones siguen colocando a la Social Democracia como la fuerza de la RDA con más posibilidades de triunfo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 18 de marzo de 1990

Más información

  • La sombra de la policía política del antiguo régimen, Stasi, planea sobre los comicios