Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La novela de Leonardo Sciascia 'Puertas abiertas', llevada al cine por Gian Maria Volonte y Gianni Ameli

Interpretada por Gian Maria Volonte y dirigida por Gianni Ameli, se estrenará próximamente la película Puertas abiertas, que está inspirada en la obra del mismo título que el recientemente desaparecido escritor siciliano Leonardo Sciascia escribió en 1987, y que describe el fascismo de Palermo en 1937, donde, en plena euforia a favor de la pena de muerte, un juez lucha por salvar de dicha sentencia a un culpable de tres homicidios.

La nueva película sciasciana es considerada un reconocimiento póstumo al gran escritor de la Mafia, obsesionado hasta el último momento por los problemas de la justicia justa.La nueva obra sacada del libro de Sciascia la ha producido Angelo Rizzoli, y quienes la han visto aseguran que tiene una gran pasión y que refleja aquella Sicilia con la que el escritor de Recalmuto, como había dicho a este corresponsal poco antes de morir, mantenía siempre una "relación de amor y odio".

La trama de Puertas abierta es, según el director Gianni Ameli, el tema del "miedo que empuja al hombre a recurrir a situaciones extremas y deshumanizadas". En la obra se conjugan, añade el director cinematográfico, "la justicia y la tolerancia, se analiza una oposición determinada al poder constituido, se excava en una sociedad que tiene miedo y que se defiende de aquella desazóncon la violencia sobre el hombre". El título de Puertas abiertas de la obra de Sciascia se refiere, irónica y amargamente, a la intención de los fascistas de limpiar mediante la pena de muerte a la sociedad de su "morralla" para que la "gente honrada" pudiese vivir tranquila, "con las puertas de sus casas abiertas".

El papel del juez que consigue desmontar el mecanismo de la justicia para salvar de la muerte al culpable es interpretado por Gian Maria Volonte.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 23 de febrero de 1990