El cardenal Mindszenty, declarado inocente 'post mortem"

El cardenal primado Jozef Mindszenty, que murió en el exilio en Viena en 1975, fue rehabilitado y declarado inocente post mortem por el Gobierno húngaro después de que en 1949 fuera condenado a cadena perpetua por "alta traición" a la república popular. También se rehabilitó a todas las víctimas que por razones políticas fueron perseguidas, encarceladas o ejecutadas entre 1949 y 1953. Los que aún están vivos recibirán una compensación económica, al igual que las víctimas del levantamiento de 1956.

Mindszenty fue una de las personalidades más destacadas entre los cientos de represaliados de 1949, cuando entró en vigor una nueva Constitución, copia exacta de la soviética, y la línea moscovita del partido se impuso sobre la línea nacional del mismo. El líder de ese grupo, Laszlo Rajk, fue ejecutado en octubre de ese año. El cardenal Mindszenty rehusó colaborar con el sistema y se opuso públicamente a la nacionalización de la educación, que pretendía erradicar para siempre los centros escolares de las órdenes religiosas. Liberado por el levantamiento de 1956, se asiló en la Embajada de Estados Unidos cuando los carros de combate soviéticos aplastaron el movimiento. Tras permanecer 15 años asilado en la sede diplomática, Mindszenty fue autorizado a viajar a Roma y después se instaló en Viena.Como en una maratón, Hungría se aleja cada vez más del simbolismo que une a todas las repúblicas hermanas del Este. El portavoz del Gobierno en Budapest, Solt Bajnok, anunció el viernes que la estrella roja, símbolo del poder en los países del bloque socialista, será quitada de todos los edificios públicos en el territorio nacional. La decisión del Consejo de Ministros estableció el uso de la bandera magiar como único emblema en edificios del Gobierno y estatales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 23 de septiembre de 1989.

Lo más visto en...

Top 50