Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

El mago Bush

¡Al fin han reaccionado al fenómeno Gorbachov! Los medios de comunicación occidentales machacan nuestros oídos y nuestra vista con frases como las que siguen: "( ... ) Tiene el gran mérito de, por primera vez desde que Gorbachov llegó al poder, en 1985, colocar la pelota del desarme sobre el Kremlin...", "( ... ) La iniciativa que toma una Alianza Atlántica...", "( ... ) Líder imaginativo y lúcido (en referencia a Bush)...". "( ... ) Allá vamos. ¿Nos sigue usted?", pregunté Bush el lunes, dirigiéndose públicamente a Gorbachov. ¡Sí! Al fin han reaccionado.¿A quién pretenden hacer creer que tiene más importancia proponer reducir un 20% las tropas estadounidenses (a condición de que las soviéticas sean reducidas en un 50%) y aceptar que los aviones y helicópteros también deben serlo, frente a las iniciativas de desarme soviéticas, vanas de ellas unilaterales, como la moratoria nuclear, la reduccíon de su Ejército en 500.000 hombres y sus respectivas dotaciones, y la eliminación de 500 misiles de corto alcance?

Los congéneres arriba aludidos han montado este número de circo para ayudar a los conservadores alemanes occidentales a ganar las próximas elecciones y así tener más fácil sembrar el suelo de la RFA de una nueva generación de armas nucleares. No sólo no están por el desarme, sino que están por el rearme, pero al mismo tiempo temen al movimiento pacifista y procuran restarle adeptos intentando hacen ver que negocian y repitiendo de forma machacona y constante la aplastante superioridad soviética en armas convencionales.- miembro de la junta de gobierno de la universidad Complutense. Madrid.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 19 de junio de 1989